Quantcast

UNO DE LOS IMPUTADOS EN LA TRAMA

El interventor de la Diputación de León lleva seis meses imputado por estafa y fraude

Una empresa de hostelería reclama a Jesús 'Suso' López 41.000 euros de la 'Semana Blanca' de 2009 de un millar de escolares en San Isidro.

imagen
Jesús 'Suso' López es una imagen de archivo.
Ical | 30/10/2014 - 12:31h.

El interventor de la Diputación de León, Jesús López Sánchez, imputado por el juez Velasco en la Operación Púnica, tiene otra causa abierta en el juzgado de instrucción número 2 de la capital leonesa y se encuentra imputado desde enero pasado por los delitos de apropiación indebida, estafa o fraude, según informan hoy los periódicos de Promecal. Se sospecha que López Sánchez se quedó presuntamente con algo más de 41.000 euiros que debían ser abonados a unos empresarios de la hostelería por la manutención de un millar de escolares en la Semana Blanca de 2009, unos cursos de esquí subvencionados por la propia Diputación que se organizaron en la estación invernal de San Isidro.

El pasado 11 de marzo, la juez Carmen Santos tomó declaración como imputado a López Sánchez conocido como 'Suso', al que achaca la comisión de tres posibles de delitos por unos hechos que se remontan a 2009 y que llevan cinco años de juzgado en juzgado, en un tortuoso y complejo periplo. El caso actualmente se encuentra en fase de instrucción y hay decretado decreto de sumario sobre el mismo.

En 2009, los denunciantes, propietarios entonces de la empresa Hosteleón Vending, S. L., tenían la concesión del Hotel Pico Agujas -en la estación de esquí de San Isidro- propiedad de la Diputación. Ese año firmaron un contrato con la empresa de viajes Marsans para dar la manutención (desayuno, comida, merienda y cena) a los escolares que acudirían durante diez semanas consecutivas, en grupos de un centenar, a la llamada Semana Blanca. Marsans, que había ganado el concurso público correspondiente, se comprometía  a pagar 61 euros más IVA a la semana por cada estudiante a Hosteleón Vending.

Según publican los periodicos de Promecal, la mayorista de viajes pagó las facturas de las cuatro primeras semanas pero, a partir de la quinta, Hosteleón Vending no volvió a recibir un solo céntimo. La explicación ofrecida por Marsans, vía correo electrónico, fue que "los servicios que usted reclama ya han sido abonados a D. Manuel Jesús López Sánchez". "Con fecha 2 de octubre se remitió burofax a la citada persona, el cual ha manifestado que procederña a abonarle el importe reclamado, previa emisión por su parte de la correspondiente factura", añade. Es decir, Marsans –que tenía un contrato firmado con Hosteleón Vending- había decidido abonar esas cantidades a un tercero en lugar de hacerlo directamente a la empresa que prestaba el servicio.

La explicación de Marsans se sustentaba en que el la empresa tenía firmado un contrato con el por entonces viceinterventor de la Diputación por el cual se alojaba a los estudiantes de la Semana blanca en unos apartamentos de su propiedad. Es decir, la Diputación contrataba de forma directa con su viceinterventor, si bien nunca se derivó ninguna acción penal por esos hechos.

Según los denunciantes, 'Suso' jamás pagó y se quedó íntegramente con los 41.120 euros que Marsans le había entregado para, a su vez, abonárselos a Hosteleón Vending. Por eso, con el objetivo de recuperar el dinero los propietarios de la empresa emprendieron acciones legales contra Marsans, y ganaron tanto en primera instancia como en la Audiencia Provincial. Sin embargo, Marsans entró en concurso de acreedores y los demandantes no recibieron el dinero, por lo que en junio de 2011, decidieron denunciar a López Sánchez en los juzgados de Cistierna, los que corresponden por proximidad geográfica a la estación de esquí de San Isidro.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad