POLÉMICA

La Junta dice ahora que el decreto que impone productos 'Tierra de Sabor' no es obligatorio

En un comunicado la dirección general de Turismo especifica que la regulación propuesta ofrece nuevas figuras, para lo que deberán cumplirse los requisitos como el de tener los productos de 'Tierra de Sabor', pero que no es obligatorio asumir estas figuras. Aluden a normativas similares en Extremadura y La Rioja para pedir la inclusión de los productos.

imagen
ileon.com | 09/01/2015 - 11:51h.

La Junta sale al paso de la enorme polémica generada por el proyecto de decreto que restauración que impone en algunas de sus figuras la presencia de productos 'Tierra de Sabor'. En una nota de prensa explica que el director general de Turismo, Javier Ramírez, se ha reunido junto con el presidente de la Asociación de Hosteleros de Castilla y León, Julián Duque, para conocer las características y contenidos del nuevo proyecto de decreto de establecimientos de restauración en la Comunidad que se está tramitando en la actualidad.

El director general de Turismo se ha referido a que, con el nuevo decreto, cualquier restaurante, bar o cafetería tendrá la posibilidad de quedarse como está o de optar a las diferentes especializaciones. Esto es, que no tendrán que cumplir los polémicos números de productos de Tierra de Sabor que incluyen nuevos formatos. Si quieren ser un nuevo formato, sí deberán cumplirse en la forma en que quede definido el decreto. La Junta lo justifica en normativas similares en otras comunidades autónomas y en una mejor calidad de la restauración.

Polémico borrador

En concreto, el borrador del Decreto prevé que todos los restaurantes catalogados como de lujo (cinco tenedores) y de primera categoría (cuatro tenedores) estén obligados a incluir productos de la marca Tierra de Sabor y de alguna de las figuras de calidad agroalimentaria recogidas en Castilla y León, lo que incluye varias de las Denominaciones de Origen de los vinos autonómicos. Quedaría exentos de esa obligatoriedad los restaurantes de primera, segunda y tercera categorías.

La misma obligación afectaría a los salones de banquetes, en base al artículo 11, y a la nueva figura de los gastrobares (artículo 18), es decir, los bares que sirvan "bebidas o tapas y raciones de autor, entendidas éstas como las elaboradas empleando los mejores ingredientes, altas técnicas de cocina y presentadas de forma innovadora".

Pero el texto propuesto tiene la imposición de que un 35% de utilización de productos de Castilla y León a restaurantes que se especialicen como asadores, mesones y restaurantes-bodega o también los bares que pasen a ser denominados gastrobares.

El director general de Turismo se ha referido a que, con el nuevo decreto, cualquier restaurante, bar o cafetería tendrá la posibilidad de quedarse como está o de optar a diferentes especializaciones.

La Junta defiende su texto

El director general de Turismo ha defendio el proyecto de decreto aludiendo a que se ha elaborado en colaboración con los expertos y las asociaciones representativas del sector. Así, se explica que se ha debatido en dos reuniones en los meses de mayo y octubre del Consejo Autonómico de Turismo, en el que están representados los sectores turísticos más relevantes y en las que se presentaron sugerencias y alegaciones que han contribuido a la elaboración del proyecto de decreto. Además, han existido reuniones específicas de carácter técnico con las asociaciones de cocineros de Castilla y León, con la Federación Regional de Empresarios de Hostelería y con la Asociación de Sumilleres de Castilla y León.

Además destacan la participación pública a través del portal de 'Gobierno Abierto' anunciado que "se estimarán las aportaciones que se adecuen a los objetivos establecidos por la Administración autonómica en colaboración con los representantes de los sectores afectados".

Contenido del proyecto de decreto

El contenido del proyecto se recoge en 32 artículos que se estructuran en cinco capítulos donde se desarrollan los requisititos comunes y específicos de cada tipo de establecimiento de restauración según su categoría y su régimen de funcionamiento.

La tipología de establecimientos es la siguiente: restaurantes, salones de banquetes, cafeterías y bares. Estas cuatro tipologías continuarán establecidas como hasta ahora, asegura la Junta, que explican que la novedad más importante que contempla la nueva regulación es la opción que se ofrece a los empresarios del sector de especializar sus negocios a través de la inclusión de nuevas especialidades de establecimientos de restauración en las figuras de asador, mesón, restaurante-bodega y gastrobar. Es en estas figuras donde se imponen los requisitos ya aludidos, que la Junta no ha comunicado que se modifiquen.

El director general de Turismo se ha referido a que, con el nuevo decreto, cualquier restaurante, bar o cafetería tendrá la posibilidad de quedarse como está o de optar a alguna de las nuevas especializaciones. Así se especifica que los requisitos para restaurantes, cafeterías y bares son similares a los que se pedían hasta ahora.

Ramírez ha señalado que se solicitan unos requisitos diferentes únicamente en el caso de que el empresario quiera optar por la especialización o para acceder a determinadas categorías, o en relación a la figura específica de salón de banquetes. Según la Junta estos establecimientos especializados -mesón, asador, restaurante-bodega y gastrobar- se pretenden diferenciar "en base a criterios de calidad con un mayor nivel de exigencia, pero en todo caso, la especialización es opcional y nunca obligatoria para el ejercicio de la actividad de restauración". Así sólo si se pide la nueva figura se tendrán que cumplir los requisitos.

La Junta también justifica que las nuevas categorías tengan que tener los productos de 'Tierra de Sabor' o de figuras de calidad. Ramírez ha asegurado que "el reconocimiento de los productos de la Comunidad está justificado y en sintonía con la regulación más reciente de otras comunidades autónomas que reconocen la posibilidad de especializarse a los establecimientos que utilicen productos propios, como es el caso de Extremadura, o la exigencia para categorizarse de contar con bebidas de denominaciones de origen como es en La Rioja".

Según el director general de Turismo, Javier Ramírez, tener productos 'Tierra de Sabor' "puede aportar un plus de calidad en base a determinadas referencias de calidad en el producto ofertado, "algo que no será difícil de cumplir ya que en la mayoría de los casos se vienen utilizando porque la oferta es muy amplia y son productos específicos que identifican a la Comunidad y se usan habitualmente en la cocina de Castila y León y de las distintas provincias".

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad