Quantcast

DISCUSIÓN DEL 'FORO U OFERTA' EN LA CATEDRAL

Enésimo desacuerdo en 'Las Cantaderas' pero con victoria municipal esta vez

La concejal de Cultura del Ayuntamiento de León, Margarita Torres ,y el deán de la Catedral de León, Primo Lucio Panero, protagonizaron el enésimo debate dialéctico del 'Foro u oferta', una ancestral discusión cuya veracidad histórica fue puesta en duda por ambas partes.

imagen
Carlos S. Campillo / ICAL La representante del Ayuntamiento de León, Margarita Torres, durante la tradicional celebración del ‘Foro u Oferta’ con la participación de las Cantaderas
A. Vega/Agencias | 04/10/2015 - 14:05h.

Aunque la lluvia deslució la ceremonia del 'Foro u oferta', esta pudo celebrarse bajo los soportales del claustro de la Catedral de León este domingo para dirimir una vez más si el Ayuntamiento de León realiza una ofrenda a la Virgen de forma voluntaria o de forma obligada, tal y como sostiene el Cabildo de la Catedral. Eso sí, con menos público del habitual.

Se trata de una ceremonia cuyo origen está en la Batalla de Clavijo, que con la victoria cristiana puso fin al tributo anual al Califa de Córdoba de cien doncellas vírgenes, la mitad nobles y la mitad plebeyas, que el Reino de León estaba obligado a entrgar al dirigente musulmán. La supuesta intercesión de la Virgen motiva una discusión entre el Ayuntamiento de León y el Cabildo sobre la ofrenda que se realiza, que desde el consistorio se considera 'oferta', es decir voluntaria en señal de agradecimiento. Pero los canónigos consideran que se trata de un 'foro', una ofrenda realizada con obligatoriedad por el favor realizado en la batalla.

Carlos S. Campillo / ICAL El representante del Cabildo Catedralicio, Primo Lucio Panera, durante la tradicional celebración del ‘Foro u Oferta’ con la participación de las Cantaderas
Carlos S. Campillo / ICAL El representante del Cabildo Catedralicio, Primo Lucio Panera, durante la tradicional celebración del ‘Foro u Oferta’ con la participación de las Cantaderas

La cita de este domingo la protagonizaron la concejala de Cultura, Margarita Torres, y el deán catedralicio, Primo Lucio Panera. Y aunque, como siempre, hubo total desacuerdo en el fondo el tanto ha caído del lado del Ayuntamiento de León por defender con más solidez que el Cabildo sus argumentos. Así Torres gana a Panera, todo un 'Cristiano Ronaldo' de las discusiones entre el consistorio y los religiosos.

Margarita Torres se lanzó en tromba inicial, haciendo gala de su profesión de medievalista, acusando a los curas de la Catedral de ofrecer una versión de la ofrenda basada en documentos y testimonios que pueden ponerse en duda. Recordó para ello la desaparición de un documento que fechaba la ofrenda y la acumulación de errores en documento del s. XVI que esgrime el Cabildo en sus argumentaciones. Para Torres el Cabildo "mete col entre tanta lechuga" pero "me huele a chamusquina" la justificación histórica que realizan. La síndica hizo entrega al Cabildo de un cáliz de chocolate "para que no se pongan pelusones" y con el fin de que "endulcen el ánimo" porque recordó que el cáliz original se encuentra "en otros sitio", así como dos bolsas de billetes en alusión a los 2,5 euros que se entregarían como tributo para liberar a las doncellas y que procedían de las arcas municipales "con el permiso del concejal de Hacienda, Agustín Rajoy", además de algunos documentos acreditativos de estos hechos.

Por su parte, el capitular catedralicio, Primo Lucio, apostilló que el pueblo "silenciosamente" ha cumplido un año más con esta obligación, lo que pone de manifiesto que se trata de eso, un foro, y aunque elogió el discurso "brillante" de Margarita Torres y sus "habilidades musicales", insistió en que los leoneses son "recios y tienen tesón" y cumplen "con valentía" sus obligaciones, como cada año.

Según la leyenda, las doncellas que iban a ser entregadas al rey Ramiro I prefirieron cortarse la mano antes de ser regaladas, momento a partir del cual se decidió negar para siempre el tributo, lo que condujo a una batalla ante las tropas de Abderramán II, al que se derrotó gracias a la ayuda del santo Santiago, que se apareció con su caballo blanco para colaborar en la derrota de las tropas moras. En agradecimiento por esta victoria, el pueblo de León realizó una ofrenda al Cabildo catedralicio, que va acompañada por Las Cantaderas (las doncellas vírgenes), una vez liberadas de ser enviadas como tributo.

Carlos S. Campillo / ICAL Tradicional celebración del ‘Foro u Oferta’ con la participación de las Cantaderas
Carlos S. Campillo / ICAL Tradicional celebración del ‘Foro u Oferta’ con la participación de las Cantaderas
publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad