TRIBUNALES. OPOSICIONES DE MAESTROS

La Junta niega "instrucciones fehacientes" en las oposiciones a maestros y señala que la sentencia "está basada en indicios"

Educación estudia si presentará en el plazo de diez días el recurso de casación ante el Tribunal Supremo e insta a los tribunales de calificación "a demostrar" las órdenes de las que hablan.

Ical | 19/04/2016 - 22:02h.

El director general de Recursos Humanos de la Consejería de Educación, Jesús Hurtado, defendió que desde los servicios centrales de su departamento "no se han dado instrucciones fehacientes" en relación a las oposiciones al Cuerpo de Maestros de 2009, como reza la sentencia de la Sala de lo Contencioso-Administrativo de Valladolid del Tribunal Superior de Justicia (TSJ), y señala que el fallo "está basado en indicios". A su juicio, el juez "ha dado más veracidad" a los recurrentes que a la Junta, porque se presentó un certificado en que se señalaba que estas órdenes que indicaron los testigos "no existía".

Dado que la sentencia no es firme, Educación estudia en estos momentos si presentar un recurso de casación ante el Tribunal Supremo dentro del plazo de diez días que otorga el documento. "No estamos de acuerdo. Tenemos nuestra capacidad de recurso y valoraremos lo que nos permite el ordenamiento jurídico", manifestó en declaraciones a Ical.

A su juicio, la propia sentencia habla de "alguien no identificado" de la Consejería como autor de estas instrucciones, una cuestión que "no especifica". "Existen coordinadores, técnicos y directores generales. Nadie ha dado por escrito esta petición, como se trasladan los conductos oficiales. Los testigos tendrán que decir quien y en qué condiciones se han dado estas órdenes y explicarlo y demostrarlo", comentó. No obstante, Hurtado puso la mano en el fuego por que desde servicios centrales "esto no ha sucedido tampoco con una comunicación oral".

También sostuvo que siempre han recibido críticas de los opositores sobre que unos tribunales aprueban "más que otros" y admitió que para que no sucedan estas "disfunciones", se han dado unas "directrices para cumplir la normativa vigente, pero no que se tengan que aprobar determinadas personas por un tribunal".

Respecto a la hipótesis de que, tras el recurso, el Supremo no diera la razón a la Junta, comentó que los que lograron las 1.100 plazas convocadas en 2009 "seguirán igual, con su antigüedad", y que aquellos que tienen más de un 4 pasarían a la fase de concurso, tal y como estima la sentencia. "El juez dice que se valore a todos los que obtuvieron entre el 4 y 4,99. Lo estamos mirando y a partir de ahí veremos si entran dentro del número de plazas adjudicadas a cada una de las siete modalidades que se convocaron. Si tuvieran derecho, habría que meterles", indicó el director general, quien informó de que se está analizando la cifra de aspirantes que se encontraría en esa horquilla. Esto no supondría, afirmó tajantemente, sacar a los que aprobaron la oposición. "Si en una modalidad se convocaron 50 plazas y ahora entran dos por su nota, se extendería a 52", concluyó.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad