BALANCE 2016

Cuando iLeon.com sacó un 'necesita mejorar' en 2016

El año que termina dejó un puñado de noticias francamente mejorables —que procuramos mejorar—, algunas meteduras de pata, polémicas en redes sociales y la guinda de algunas faltas de ortografía y errores gramaticales. Repasamos nuestras pifias más sonadas.

imagen
Momento del minuto de silencio guardado en 2013 en el Congreso, con total ausencia del Gobierno de Mariano Rajoy.
ileon.com  | 01/01/2017 - 16:33h.

El año pasado, al terminar el año, en iLeon.com prometimos enmendar algunas que liamos pardas y ponernos las pilas. Han sido 365 días ininterrumpidos de muchísimo esfuerzo, superando ampliamente las 11.100 noticias, y el recuento realizado deja algunos asuntos en los que nuestra nota ha sido, francamente, un 'necesita mejorar'; aunque en general el resto nos evalúan humildemente con un merecido 'progresa adecuadamente', siguiendo los sistemas de calificación escolar de no hace tanto tiempo.

La número uno del 'top' de este año 2016 —no sólo porque tuvo un error que procuramos enmendar inmediatamente sino, sobre todo, porque resultó ser una de las noticias más leídas del año— fue aquella titulada muy elocuentemente "El día en que nadie del Gobierno guardó un minuto de silencio por los 6 mineros leoneses muertos", y que se puede leer aquí.

Todo surgió a propósito de la polémica por el minuto de silencio que se decidió celebrar en honor a la senadora ex popular imputada valenciana Rita Barberá fallecida inesperadamente a finales del mes de noviembre, con la negativa de Podemos a suscribirlo argumentando, entre otras cosas, que apenas había precedentes de un minuto de silencio por políticos que no fueran diputados (ella era senadora).

En iLeon quisimos recordar cómo el 29 de octubre de 2013, un día después de la trágica muerte de seis mineros en el Pozo Emilio del Valle —de la Hullera Vasco-Leonesa, en el municipio leonés de Pola de Gordón—, la solidaridad nacional llego al Congreso de los Diputados y aquel martes su presidente, Jesús Posada, decidió que se guardara un respetuoso minuto de silencio. Lo criticable fue que nadie del Gobierno, ni un sólo ministro de Mariano Rajoy ni Rajoy mismo, realizó este silencio de calado tan leonés, y así lo reflejamos haciéndonos eco de un post en el perfil de Facebook de SOS Minería.

 Momento de la grabación oficial del minuto de silencio al que una semana después del siniestro minero sí asistió el Gobierno de Rajoy.
Momento de la grabación oficial del minuto de silencio al que una semana después del siniestro minero sí asistió el Gobierno de Rajoy.

Lo cierto es que al día siguiente una llamada a la redacción del senador leonés del PP Luis Aznar nos advirtió de un importante matiz: el Gobierno ni se ausentó deliberadamente de aquel homenaje y ni siquiera estaba ese día en el hemiciclo, porque no era martes de sesión de control al Gobierno y por lo tanto nadie del mismo acudía como es habitual.

Nos pusimos manos a la obra esa misma mañana y decidimos aclarar el asunto cuanto antes. Tanto que, además de recoger esa explicación de su ausencia, descubrimos algo que Aznar no nos había señalado: que sólo una semana más tarde en el Senado el Gobierno en pleno sí celebró un minuto de silencio por la muerte de los mineros leoneses. De manera que hicimos otra noticia muy aclaratoria titulada no menos aclaratoriamente "Rajoy y su Gobierno rindieron silencio a los mineros leoneses muertos una semana después en el Senado". Y buceando aún más, hasta conseguimos mostrar el vídeo, tal y como habíamos hecho en la información inicial.

Otro bandazo informativo tuvo que ver con uno de los asuntos que se convirtieron en culebrón del año, respecto a las más que polémicas obras para hipotéticamente solucionar los conflictivos cruces de la Ronda Este en la capital de León, en los cruces de La Granja y Hospitales, una vez que el Gobierno del PP negara hace años ejecutar los proyectos socialistas de soterramiento, abogando ahora por sendas rotondas que, además de accidentes mortales, produjeron caravanas y la indignación generalizada.

Los discutidos semáforos ya son estables, aunque aún no funcionan, en la glorieta ejecutada ya en la LE-20, la Ronda Este.
Los discutidos semáforos ya son estables, aunque aún no funcionan, en la glorieta ejecutada ya en la LE-20, la Ronda Este.

Consultando fuentes de la Subdelegación del Gobierno, en iLeon.com publicamos a mediados de octubre la versión oficial, según la cual los no menos problemáticos semáforos instalados serían retirados de manera inmediata tras finalizar las obras en superficie. Insistimos más de una vez sobre esta decisión, al considerar que la retirada del semáforo en el cruce de los Hospitales sería muy arriesgada y temeraria para la integridad de los muchos peatones que cruzan la ronda, pero la Subdelegación fue clara: los semáforos desaparecerían.

Apenas dos semanas después, los lectores más avispados verían que publicamos exactamente la noticia contraria: que los semáforos permanecerían tal cual estaban sin variación alguna, en aras precisamente a la seguridad. Chocante cambio de criterio que no dudamos en resaltar y que, en todo caso, hay que reconocer que no fue atribuible a este medio de comunicación, el cual venía siguiendo ese importante problema de tráfico desde muchos meses atrás.

Otro de los errores que hemos cometido durante este año ha tenido que ver con un suceso. Concretamente con la detención de un hombre, de 55 años y vecino de la capital, acusado de un delito de tráfico de drogas en el barrio de Santa Ana. En un primer momento, y tras recibir una información oficial de la Subdelegación del Gobierno, publicamos que la persona detenida pertenecía al clan 'Los pesetos', pero resultó que no era así.

Tras confirmar que se trataba de un error, rectificamos la noticia (puedes leerla aquí) de la detención de este hombre tras varios meses de una investigación policial que logró también desactivar un importante punto de venta de drogas en la ciudad, principalmente heroína.

Foto: Facebook de Pablo Casado
Foto: Facebook de Pablo Casado

Pablo Casado, el joven pero cada vez más popular —en el sentido de conocido— político del PP, nos dio otro serio disgusto. Esta vez no tanto en esta noticia en la que, a modo de curiosidad, destacábamos como Casado había llegado a la localidad leonesa de Matadeón de los Oteros para pasar unos días de vacaciones veraniegas ya que su padre era natural de este pueblo. Y lo hacíamos porque él mismo había destacado el lugar y su agradable experiencia a través de su muy seguido perfil de Twitter.

El problema para nosotros provino también de las redes sociales, en concreto de Facebook, ya que en esta red destacamos con tono irónico una fotografía en la que Pablo Casado aparecía montado en su moto pero sin casco puesto. La ironía nos falló estrepitosamente, porque recibimos un aluvión de críticas nada habitual, alguna rayando —o sin rayar— el insulto personal, afeándonos que pretendiéramos hacerle quedar mal cuando era evidente que no pilotaba su moto, sólo posaba.

Asumimos las collejas y nos prometimos que, en adelante, ironías las justas; o, al menos, bien claritas.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad