Quantcast

MEDIO AMBIENTE

El lobo causó 196 ataques en la provincia de León en 2017 pero la Junta sólo ha pagado la mitad de los daños

Una medida judicial cautelar mantiene en suspenso la caza del lobo al norte del río Duero en Castilla y León, en medio de una fuerte polémica entre ecologistas, cazadores y el Gobierno autonómico.

imagen
Centro del lobo ibérico de Robledo de Sanabria. / J. L. Leal / ICAL
ileon.com/Ical | 24/05/2018 - 13:18h.

El número de ataques de lobo comunicados a la Administración autonómica en 2017 fue de 1.979 que afectaron a 2.963 cabezas de ganado en las nueve provincias de la Comunidad y se abonó una indemnización de 809.158 euros, correspondiente al 81 por ciento de los expedientes tramitados, es decir a 1.619 de ellos con 2.450 reses afectadas.

La provincia de Ávila fue la más afectada con 944 ataques y 1.065 cabezas, de los que se ha indemnizado 877 y 1.020 cabezas por un importe de 482.367 euros, según los datos facilitados por la Consejería de Fomento y medio Ambiente a las Cortes en respuesta a una pregunta del Grupo Podemos conocida por Ical.

Tras Ávila se sitúa Segovia donde en ese año se produjeron 401 ataques de lobo con 600 cabezas afectadas y se abonaron 173.787 euros, que corresponden a 354 ataques y 538 reses. En el caso de León fueron 196 los ataques a 278 animales por los que se han pagado 100 de ellos que afectan a 129 cabezas por un importe de 24.694 euros.

En cantidades indemnizadas, Zamora fue la tercera con 46.928 euros por la muerte de 342 reses en 99 ataques, aunque éstos en su conjunto fueron 141 y 423 cabezas afectadas. Las provincias con el menor número de ataques de lobo fueron Soria, con tres, y Valladolid, con siete.

La provincia de Palencia registró en ese mismo año otros 137 y 130 cabezas muertas, de las que 83 han contado con indemnización por un valor de 33.501 euros. En Salamanca, fueron 106 los ataques y 328 animales afectados, con una indemnización de 46.542 euros por 325 cabezas.

El mismo grupo se interesa en otra pregunta por las medidas preventivas y de buenas prácticas para el control de las poblaciones de lobo. El departamento de Juan Carlos Suárez-Quiñones explica que son 37 las medidas en esa dirección identificadas por la Secretaría de la Plataforma de Grandes Carnívoros de la Unión Europea y añade que están disponibles y se pueden consultar en la web de la Comisión Europea.

Precisamente, la Alianza UPA-COAG urgió el pasado martes a la Junta de Castilla y León "actuaciones contundentes y de sentido común" ante el aumento "dramático" de los ataques de lobos y del crecimiento de esta especie en la Comunidad y su impacto y presión en el sector ganadero.

En tal sentido, reclamó al titular de Fomento y Medio Ambiente a que "haga todo lo que esté en su mano" tanto en la gestión, como el control y la compensación justa por los daños que ocasionan los lobos. Según esta Opa, las producciones de calidad vinculadas a esta actividad profesional acabarán desapareciendo en muy poco tiempo, con un medio rural plagado de fauna salvaje, sin población y totalmente despoblada.

Actualmente la caza del lobo en la provincia de León se encuentra en suspenso, al igual que en el resto de la Comunidad al norte del Duero, tras una medida cautelar adoptada por los tribunales ante las sentencias que han anulado el Plan del Lobo de la Junta. El Gobierno autonómico ha reiterado que considera como 'especie cinegética' el lobo y que regulará y recurrirá para que se pueda seguir cazando al norte del Duero ya que al sur está prohibido por legislación europea.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad