Quantcast

EMPRESAS

ADL Bionatur busca créditos con urgencia para afrontar pagos a proveedores e inversiones

La sociedad heredera de Antibióticos de León perdió más de 16 millones de euros en 2018 y la dirección ha reconocido a los sindicatos problemas de tesorería aunque confían en que se cumplan sus previsiones económicas, que hasta el momento se han ido incumpliendo.

antibióticos industria farmacia farmacéutica león ADL Biopharma empresas León 2
A. Vega | 02/05/2019 - 09:02h.

ADL Bionatur, la compañía heredera de la actividad de la antigua Antibióticos de León, atraviesa una situación financiera complicada que busca resolver en el corto plazo con créditos bancarios o financiación privada que permita solventar sus problemas de tesorería.

Eso es lo que ha transmitido y reconocido la dirección de la compañía encabezada por la consejera delegada, Pilar de la Huerta, al comité de empresa en una reunión mantenida este martes. Los sindicatos han transmitido a sus afiliados y los trabajadores las informaciones de la sociedad que presentó fuertes pérdidas en el 2018 a la vez que duplicaba las ganancias de su alta dirección.

En la reunión participaron la consejera delegada y el nuevo director general de la factoría leonesa, Javier Uría, fichaje estrella para reflotar las instalaciones tras el fallecimiento de su anterior responsable en el otoño pasado. Uría ha llegado a ADL hace unas semanas proveniente del Grupo Chemo, donde ejercía como director de la planta de León Farma en su f´ fábrica de Navatejera. Antiguo trabajador de Antibióticos, cuenta con un amplio bagaje en el sector y reconocimiento por su gestión en la farmaceútica de origen sudamericano ahora denominada Insud Pharma.

ADL tiene problemas de tesorería que le han llevado a limitar pagos a proveedores desde el pasado mes de noviembre, una situación que la dirección de la empresa espera resolver mediante pagos de deuda de clientes y financiación bancaria. En caso de que ésta no sea posible, advirtieron los ejecutivos según fuentes presentes en la reunión consultadas por este medio, se recurriría a financiación privada mucho más cara, que ya se ha usado para mejorar la liquidez de la empresa. Además, se negocia un plan de pagos a los principales proveedores para seguir teniendo acceso a productos y mantener la continuidad de los trabajos.

Los directivos aseguraron a los representantes de los trabajadores, según han revelado éstos, que la empresa mejora sus márgenes financieros en el primer semestre y sube de forma notable la facturación. ADL Bionatur cerró 2018 con un EBIDTA negativo de 8,7 millones de euros negativos, el indicador de si una empresa es capaz de generar o perder dinero. La empresa se aferra a estos datos desde el pasado mes de octubre cuando 'celebro' de forma pública el hito aunque el cierre del año contablemente fue en negativo.

La empresa también informó a los sindicatos de que busca financiación para acometer las inversiones pendientes en la factoría leonesa, que permita abrir en el año 2020 la planta de preparación de medios. También ultima la puesta en marcha definitiva de la depuradora, que ha externalizado su gestión en una tercera compañía, y que de momento no se encuentra operativa.

Pero al problema societario expuesto de falta de liquidez se añade la dificultades de encontrar financiación ya que hasta el momento ningún banco presta más dinero a la nueva Antibióticos, fundamental para seguir funcionando en el corto y medio plazo. La compañía cuenta con una deuda superior a los 50 millones de euros a cierre de 2018, de la que casi la mitad es a instituciones públicas, parte de ella por crédito y préstamos concedidos para la actividad industrial en León.

El papel de BTC

El fondo Black Toro Capital (BTC) es el principal accionista de ADL Bionatur, firma surgida de la fusión de ADL (Antibióticos) y Bionaturis Group, una firma de investigación cotizada en el MAB. A través de una compañía domiciliada en Luxemburgo, BTC Uno S.á.r.l., controlaba a finales de 2018 el 73,23% del capital. BTC compró los restos industriales de la vieja Antibiótico de León en el año 2014 por nueve millones de euros. La fusión se completó en 2018 y su principal centro de trabajo son las instalaciones de la vieja Antibióticos en la ciudad de León. Su plantilla actual supera los 330 trabajadores.

Cabe recordar que tanto en el informe de auditoría de la fusión elaborado por la empresa EY como en el que acompaña las cuentas del 2018, disponible aquí, se advierte que la continuidad de la compañía como empresa en funcionamiento depende del "apoyo financiero expreso" de su principal socio, el fonto BTC, un fondo que ha comenzado a deshacerse de activos en los últimos meses como la compañía navarra Papeles El Carmen, u dando entrada a otros fondos en sociedades participadas como la heladera Farggi/La Menorquina.

En lo últimos meses se han producido además notable cambios en el consejo de la compañía, que preside Ramón Betolaza, socio fundador de BTC. El antiguo consejero delegado de Antibióticos de León, Juan Molins, dejó el consejo, al igual que hicieron el expresidente Rafael Beaus y Dositeo Barreiro, todos ello vinculados a BTC.

Este periódico ha solicitado a la dirección de ADL Bionatur aclaraciones sobre la situación financiera de la compañía sin que hasta el momento de publicación de esta información se haya podido recibir contestación.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad