Quantcast

TRIBUNA DE OPINIÓN

Hasta dentro de cinco años, Isabel

Hace un lustro ya del asesinato de Isabel Carrasco, que ocurrió durante las últimas Elecciones Europeas; en todo ese tiempo las cosas han cambiado tanto que la propia presidenta de la Diputación y el PP de León no reconocería el panorama político ni provincial ni español.

Homenaje a Isabel Carrasco en la Diputación en el aniversario de su muerte
El homenaje a Isabel Carrasco en la Diputación en su primer aniversario. Carlos S. Campillo (ICAL)
Jesús María López de Uribe | 12/05/2019 - 19:04h.

Isabel, hace cinco años ya. Y cómo ha cambiado todo.

Si alguien te hubiera vaticinado cómo estarían las cosas en las siguientes Elecciones Europeas de aquellas de 2014 cuando aquel lunes ibas a la sede del PP para ir a ver a Mariano Rajoy a un mítin en Valladolid, no te lo habrías creído. Lo de que te descerrajaron tres tiros y te dejaron sin vida en aquella pasarela sobre el Bernesga sí te lo temías, y ya lo habías contado en 'petit comité'. Que Mariano Rajoy no sea hoy ni presidente del Gobierno ni del PP, porque un socialista desconocido para tí le hubiera ganado una moción de Censura, no lo habrías pensado jamás.

Porque tú eras una mujer muy del PP, y no te cabría en la cabeza que después de aquella campaña electoral de 2014 en la que el PSOE se dio tal batacazo que un 'chaval' llamado Pedro Sánchez sustituyera a Alfredo Pérez Rubalcaba, su partido le terminara echando de la Secretaría General, la recuperara en Primarias, ganara una moción de censura y luego unas elecciones generales en las que tu partido tendría casi tres veces menos diputados que cuando tú presidías fuertemente el Partido Popular de León.

Son tantos los cambios, Isabel, que hay que contarte que Mariano Rajoy ya no preside el PP. Que hubo elecciones en diciembre de 2015 y ya cayó el PP 63 diputados (de 187 a 123), que no sirvieron para nada y tuvimos que repetirlas siete meses después, para que los tuyos subieran un poco más y se quedaran en 137. Que aquellos que acaparaban las tertulias políticas, los de Podemos, dieron el campanazo en aquellas Europeas y se colocaron con cinco europarlamentarios... y luego con un grupo enorme de diputados en las elecciones de 2015 y 2016, para apuñalarse entre ellos y desplomarse en estas de 2019.

Contarte que hoy es presidente del Gobierno un tal Pedro Sánchez, que lo fue ganando la primera moción de censura de la Historia de nuestro país, pero que ha revalidado su primacía ganando unas Elecciones Generales en la que tu partido, dirigido por otro 'chaval' que se llama Pablo Casado —éste te sonaría más porque es medio de León y era el presidente del PP de Nuevas Generaciones en Madrid y ya hacía sus pinitos como tertuliano político cuando tú te imponías aún entre todos tus críticos del PP provincial—, se ha dado tal tortazo que no lo reconocerías. 66 diputados tenéis hoy, Isabel. 66.

Luis Estébanez, a la derecha de la imagen, el asesor de Presidencia de la Junta que hablaba a diario con Triana Martínez, incluso el día antes y el mismo día del asesinato de Carrasco, y jamás investigado.
Luis Estébanez, a la derecha de la imagen, el asesor de Presidencia de la Junta que hablaba a diario con Triana Martínez, incluso el día antes y el mismo día del asesinato de Carrasco, y jamás investigado.

¿Y cómo es posible eso? Pues porque tu partido se ha deshecho. Fíjate Isabel, UPyD ya no existe. Por la parte liberal el chico aquel de Cataluña, Albert Rivera, se ha llevado gran parte de sus votantes con Ciudadanos (57), por la parte más extrema, otro chico, pero del País Vasco os ha rascado 24 diputados. Éste te sonaría más. Santiago Abascal era de los vuestros y que ya en 2014 se presentaba por Vox a las Europeas. Entonces se quedó a 50.000 votos de conseguir Eurodiputado.

En las autonomías ya no queda "casi nadie de los de entonces"

Es de locos contarte ésto: pero Esperanza Aguirre ya no es presidenta del PP de Madrid. Y a Ignacio González, que le sustituyó en la Comunidad madrileña lo metieron en la cárcel. Sí, Isabel, en la cárcel por corrupción tras una operación que llamaron Lezo. Pero prepárate porque llegan curvas: también metieron en la cárcel a tu sucesor, tu amigo Marcos Martínez Barazón, esta vez en otra operación anticorrupción llamada Púnica. Al menos no tuviste tú que ir al talego, porque de haber seguido de presidenta te hubieras comido ese marrón. ¿Nadie te lo puede preguntar, pero qué hubieras preferido? ¿Lo de aquel día infausto o salir esposada de la Diputación y comerte dos meses de talego? Conociéndote, ninguna de las dos; pero mira cómo se pusieron las cosas.

Es ya un poco raro seguir diciéndote esto, Isabel, pero aún hay más cambios. Han sido cinco años muy locos. Cristina Cifuentes llegó a ser presidenta de la Comunidad de Madrid, pero tuvo que dimitir acosada por un escándalo con un máster que dicen que si no hizo (aunque estaba apuntada con un astorgano que seguro que te suena). Bueno, por un título falso no; porque alguno hizo público cómo la pillaban robando unas cremas para la cara.

Por no contarte que Artur Mas ya no es presidente de Cataluña. O la que liaron los independentistas en 2017, que nos la pusieron de corbata a todos. O que quien le sustituyó, un ex periodista llamado Puigdemont, se escapó a Bélgica y evitó el macrojuicio en el que están todos sus compañeros. O que ahora preside la Generalitat un escritor llamado Torra que dice cosas bastante feas de los españoles. Si te intento explicar lo de la República Catalana que duró ocho segundos, con la que algunos hiperventilados hacen una extrañísima política allí (y lo del referéndum de Independencia que no era referéndum y que no se iba a celebrar y se celebró), ya nos vamos por los cerros de Úbeda. Digamos que es todo surrealista.

Ah, y Herrera lo deja. Ahora es Alfonso Fernández Mañueco quien dirige el PP de Castilla y León —ganándole, por cierto, por goleada a tu compañero de PP leonés Antonio Silván, que ahora es el alcalde tras aprovechar que no estabas y cargarse a Emilio Gutiérrez— que, mira qué cosas, tiene toda la pinta de que será difícil que gane las elecciones. Ay, Isabel, si te hubieran dicho que cinco años después de tu muerte el PP iba a ser irrelevante... dudo que te lo hubieras creído.

En León están los que tú no querías que estuvieran

Como irrelevante parece haber sido la gestión del que todos los periodistas decíamos que era tu enemigo, Juan Martínez Majo, aunque nunca sabremos hasta qué punto lo era o no; puesto que tenías tan agarrado al PP de León que no se movía ni una vela. Bueno, igual tan irrelevante no; porque si bien es cierto que no ha llevado a cabo ninguno de los proyectos de bandera, sí te ha ganado en una cosa por goledada: ha dejado a la Diputación con deuda cero. Cosas que tiene la vida, Isabel. Tú, que fuiste Consejera de Economía.

O sea, que en estos cinco años aquellos que los juntaletras decíamos que no casaban mucho contigo, por decirlo así finamente, han terminado dominando el cotarro en León. Como que Majo es presidente del PP, además.

Y a ver quién es el guapo que te cuenta que los tuyos, los que decíamos 'carrasquistas' se han hecho unos 'san pedros' negándote que pa qué. Aquí en ILEÓN hemos recibido llamadas protestando no por las judiadas que había hecho alguno de los tuyos a los otros del PP, sino porque le llamábamos 'postcarrasquista', que lo quitáramos, que eso era lo que les ofendía. Qué cosas, Isabel. Eso sí, parece que sin tu nombre están recuperando el poder; algo es algo.

Que oye, que los periodistas te recordamos bastante, porque anda que nos has dado audiencia y días de gloria. No te cuento lo del juicio de tus asesinas porque es tan surrealista que hasta hay un documental sobre él que te ha hecho famosa en toda España y parte del extranjero.

Y porque al final pasó de ser el juicio de Carrasco al de Montserrat y Triana... y finalmente al de Raquel Gago (de la que no tenías ni la más remota idea de su existencia) con más de medio León pidiendo su absolución.

'Enredadera', Ulibarri y el documental te hizo famosa en toda España

Además, Isabel, quién te iba a decir que Triana llamaba todos los días sí, y casi a todas horas también, a uno de los asesores más importantes de Juan Vicente Herrera, cosa que se ha sabido en la peli basada en ese documental que lo ha petado en los canales de televisión de pago. Al menos la gente ha conocido a fondo cómo se hacía política cuando tú la dominabas en León. Aunque quizás no te gustara tanto, porque ha sido muy a fondo. Ya tu sabes.

Vamos, que es todo un lío de considerables proporciones. Que si te contamos encima que metieron en la cárcel a José Luis Ulibarri por una operación que se llama Enredadera ya te crees que nos estamos choteando de ti. ¿No puede haber tantos cambios ni tantas cosas tan surrealistas, verdad?

Pues te equivocas, vaya que sí. En esa operación grabaron conversaciones que implicaban a Antonio Silván y al que le sustituyó como Consejero de Fomento en la Junta (te sonará, el juez decano Juan Carlos Suárez-Quiñones), que le ofreció una carretera al ritmo de "pim pam, yo soy la Administración". Y que han terminado con la carrera de la socialista María Eugenia Gancedo que tuvo que dimitir por Enredadera tras hacer ella esta vez un 'san pedro' negando que hablara con el constructor y que la hubieran detenido.

Carátula del documental.
Carátula del documental.

Y lo que nos dejamos, eso seguro, pero es que ya cómo contarte tantos jaleos si no sabemos siquiera si el que preside ahora tu partido seguirá porque son las elecciones municipales, autonómicas y europeas. O si el PP gobernará en Castilla y León. O si Silván podrá seguir al frente del Ayuntamiento de León.

Ah, decirte también que León se quedó sin su caja. Caja España ya no existe. Ni siquiera en los carteles. Bueno, algo sabías tú de eso y ya no es cuestión de complicar esto más. Isabel, ya ves qué lío.

Así que toca despedirnos hasta dentro de un lustro. Porque tenemos que reconocer que durante todos éstos te hemos recordado puntualmente. Desde el primero en que tuvimos que avisar que se habían olvidado de hacerte la misa de cabo de año —que ya les vale a los tuyos lo impactados que estaban con lo que te sucedió que doce meses después aún no salían de su parálisis— hasta el del año pasado, en el que algunos decían que ya no te llamabas Isabel, sino 'olvido'.

Y hasta dentro de cinco años porque ya no tiene mucho sentido tener que escribir sobre el sexto, séptimo, octavo y noveno aniversario. Entiéndelo, el tiempo pasa y las cosas se olvidan. Incluso una noticia como lo que te ocurrió se termina quemando aunque esté presente en todos los leoneses y hubiera impactado tantísimo en España. Pero oye, que como las Elecciones Europeas son cada cinco, pues te recordarán al ser una fecha exacta, con permiso de Alfredo Pérez Rubalcaba, que se fue hace dos días con un homenaje que ya hubieras querido tener tú, o cualquier otro político.

Pues eso, Isabel, que cómo ha cambiado ésto. Nos lees dentro de cinco años. Aunque como todo siga a este ritmo, no sabemos si seremos capaces de contarte cómo va España (si va) y qué queda de León (si es que queda gente).

Todos te recordamos, que lo sepas. Algunos más que otros, pero has dejado huella indeleble. A ver si la cosa ha mejorado en  2024.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad