Quantcast

Economía

Unicaja Banco estima un descenso de la economía de León entre el 9% y el 11,8% estudiando el mejor y peor escenario

La entidad analiza los posibles comportamientos respecto a las caídas del PIB esperables en los próximos meses.

Concha Ortega / ICAL . Un trabajador del sector de la construcción durante la crisis sanitaria del coronavirus
Concha Ortega / ICAL . Un trabajador del sector de la construcción durante la crisis sanitaria del coronavirus
ileon.com  | 06/08/2020 - 17:41h.

Grupo Unicaja Banco apuntó hoy a un "fuerte descenso" de la actividad económica de las provincias de Castilla y León para 2020, dentro de la crisis generada por la pandemia sanitaria del coronavirus. De acuerdo con sus estimaciones, dentro de una contexto de "gran incertidumbre", en el escenario más favorable, las caídas de la actividad en 2020 en las provincias de Castilla y León podrían oscilar entre el 7,9 por ciento de Ávila y el 10,3 por ciento de Burgos, y, en la situación más desfavorable, los descensos podrían variar entre el 11,5% de Segovia y el 12,8% de Burgos.

En el caso de León provincia, el mejor escrenario arrojaría un descenso del 9% y el peor del 11,8%.

La entidad publicó el número 2 de su informe trimestral 'Situación económica y perspectivas de las provincias de Castilla y León', elaborado por Analistas Económicos de Andalucía, sociedad de estudios del Grupo Unicaja Banco.

El estudio, recogido por Ical, indica que en el escenario más favorable de la economía que más sufrirá la pandemia será la de Burgos, con un retroceso del 10,3 por ciento, junto a la de Palencia, con un 10,2 por ciento. Asimismo, impactará un 9,6 por ciento en Soria; un 9,1 por ciento en Valladolid; un nueve por ciento en León; un 8,9 por ciento en Zamora; un 8,2 por ciento, en Salamanca y Segovia, en ambos casos; y un 7,9 por ciento en Ávila.

En el peor de los escenarios, Burgos también asumirá el mayor impacto, con una merma de su economía del 12,8 por ciento; seguida por Palencia, con un 12,6 por ciento de bajada; Soria, 12,4 por ciento; Valladolid, 12,3 por ciento; Zamora, 12,1 por ciento; León, 11,8 por ciento; Salamanca y Ávila; 11,6 por ciento en ambos casos; y Segovia, 11,5 por ciento.

 

Según las estimaciones del Indicador Sintético de Actividad de la sociedad de estudios del Grupo Unicaja Banco, en el primer trimestre de 2020 la actividad económica registró un retroceso generalizado en las provincias de Castilla y León, superando el promedio regional (-3,2 por ciento) en Burgos (-3,7 por ciento), Palencia (-3,5 por ciento), León (-3,4 por ciento) y Zamora (-3,4 por ciento), si bien estas tasas no serían estrictamente comparables.

En cuanto al empleo, en el acumulado de enero a junio de 2020, el número de trabajadores afiliados a la Seguridad Social descendió un 1,6 por ciento, en términos interanuales, con una caída generalizada por provincias. En Palencia, Burgos, Zamora y Salamanca la bajada supera el promedio regional señalado. En este sentido, la disminución de la afiliación ha sido más intensa en las provincias con un mayor peso del sector industrial, como es el caso de Burgos y Palencia.

Respecto a las previsiones de crecimiento para Castilla y León, se estima que en 2020 el PIB regional podría descender entre un 9,1 y un 12,1 por ciento, en línea con las expectativas para España, "sin que pueda descartarse un mayor impacto si la situación sanitaria empeora", según se indica en el informe 'Previsiones Económicas de Castilla y León', recientemente publicado.

La actividad comenzaría a recuperarse a partir del segundo trimestre del año y en 2021 la economía regional podría crecer entre un 6,9 y un 8,5 por ciento. Sin embargo, "la incertidumbre sigue siendo muy elevada, lo que confiere una gran complejidad a la realización de previsiones", destacaron fuentes de la entidad.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad