Quantcast

Provincia

Las tapas gratis en los bares de León sólo podrán volver de momento en los pueblos de la provincia

De momento, el Ministerio de Sanidad sólo las permite ofrecer frescas o cocinadas en "emplatados individuales o monodosis" en los pueblos de la provincia que, de facto, pasan a condiciones de la fase 2, no así en las grandes poblaciones que estrenan este lunes aún la fase 1.

vino tapas palillo leonés premios catedral león hosteleria
C.J.D. | 24/05/2020 - 20:05h.

Se aceleran y agolpan las novedades de las diferentes fases de la llamada 'desescalada' del confinamiento que el estado de alarma por la pandemia de coronavirus provocó en toda España y la provincia de León desde el 14 de marzo. Y no es fácil conocer con precisión aquellos detalles que el BOE, convertido en la 'biblia' de la salida paulatina de esta situación, establece para numerosos órdenes de nuestra vieja normalidad.

Un ejemplo más, pero más que relevante en el caso de la provincia leonesa, es el de las tapas. Esos alimentos que agasajan a las principales bebidas que ofrecen los bares leoneses, bien sea un vino, una caña o un butano, las más de las veces abundantes hasta dejar boquiabiertos a los comensales foráneos, y que la pandemia y las estrictas condiciones sanitarias han amenazado de una manera directa.

Amplia terraza lista en la Plaza de Puerta Obispo, a la 'sombra' de la Catedral de León.
Amplia terraza lista en la Plaza de Puerta Obispo, a la 'sombra' de la Catedral de León.

Así que una pregunta muy frecuente ahora que la provincia entera entra este lunes en la fase 1 de la desescalada es: "¿Me pondrán tapa cuando pida mi primera consumición tras el confinamiento?".

La respuesta, como siempre en estos tiempos, la tiene el Ministerio de Sanidad a través del Boletín Oficial del Estado. Y es tajante: no. Las tapas tal y como las conocemos están todavía prohibidas en la fase 1.

Sin embargo, calma: no está todo perdido. Primero porque es sólo cuestión de tiempo que llegue generalizada a la provincia leonesa la fase 2. Y en esa fase sí se permiten. Bajo ciertas condiciones lógicas de control sanitario extremo, pero se permiten.

Literalmente, la legislación publicada en BOE indica que en la fase 2 "se podrán ofrecer productos de libre servicio, ya sean frescos o elaborados con anticipación, para libre disposición de los clientes siempre que sea asistido con pantalla de protección, a través de emplatados individuales y/o monodosis debidamente preservadas del contacto con el ambiente".

Por supuesto, tanto en las terrazas (fase 1) como en el interior de los locales (fase 2), debe mantenerse la separación de dos metros entre mesas, agrupaciones de mesas y clientes, garantizando siempre la máxima de la distancia interpersonal considerada obligatoria para impedir la posible transmisión del coronavirus.

El Jamón, Jamón, nueve años de apuesta por el embutido en cantidad ingente para hacerse un hueco en el Barrio Húmedo. / C.J. Domínguez
Tapas en el bar Jamón, Jamón, en el Barrio Húmedo de León. / C.J. Domínguez

Pero por otro lado, incluso este lunes 25 de mayo habrá muchos leoneses que sí podrían ver cómo su bebida llega con el platín de tapa. Porque hay que recordar que desde este pasado viernes día 22, casi la mitad de los habitantes de la provincia está técnicamente en fase 2. Sólo técnicamente.

Tal y como publicó iLeon.com, lo están la mayor parte pueblos de León. Porque el Gobierno decidió que esas pequeñas localidades pudieran desconfinarse un poco más al estar por debajo de los 10.000 habitantes o bien menos de 100 vecinos por kilómetro cuadrado. Es decir, que lo están todos los municipios menos los de León capital, La Bañeza, San Andrés del Rabanedo, Villaquilambre, Astorga, Ponferrada, Hospital de Órbigo (por su mínima extensión territorial), Santa María del Páramo, Cacabelos, Bembibre, Camponaraya, Sariegos, Valverde de La Virgen, Toral de los Vados, Carracedelo y Fabero.

En el resto de municipio de pueblos, la medida supone la posibilidad de abrir más que los demás bares y restaurantes, es decir, no sólo sus terrazas, así como mercadillos bajo estrictas medidas sanitarias, siempre que el Ayuntamiento lo apruebe.

Así que, mejor tenerlo claro: en las grandes poblaciones de León, nada de exigir la tapa a tu camarero de cabecera hasta que no pasemos hasta la fase 2. En el resto, no hay excusa para no cumplir con una tradición no escrita que es signo de identidad de la hostelería leonesa.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad