Quantcast

Provincia

La afección del medio rural a la radio

El sábado al atardecer, en Veguellina de Órbigo y dentro Festival de la Cultura organizado por la Concejalía de Cultura de Villarejo de Órbigo, tuvo lugar las 'III Jornadas de periodismo en el medio rural: la radio'.

Veguellina de Órbigo Festival de la Cultura ayuntamiento Villarejo de Órbigo III Jornadas de periodismo en el medio rural: la radio 2
Astorgaredaccion.com | 20/05/2018 - 17:51h.

El presentador del debate fue el jefe de prensa del Grupo Atresmedia Radio, Fran Pomares, y participaron en la mesa Pilar Socorro, directora y presentadora de 'España.com' en Radio Exterior de España y de 'Cita Previa'; Chelo Costa, periodista y locutora de Radio León Cadena Ser; Andrés Álvarez Alcoba, director del programa cultural 'Día D Hora H' en Radio Universitaria de León; Cristina Fernández Alonso, redactora y locutora de Cope Astorga, y Jorge Callado, director del programa 'Manos Arriba' de  esRadio León, así como del programa de deportes de la misma emisora.

Comenzó Fran Pomares con una reflexión de partida sobre la importancia de la radio en el medio rural que permite poner en contacto a la gente con la realidad, con los servicios. "La radio es capaz de unir gente y unir sensibilidades y además puede escucharse en todo el territorio (...) La radio todavía es ese medio que nos acompaña estemos donde estemos (...) Siempre se escuchará una voz al otro lado de la radio y es gratis, la radio acompaña a todo el mundo porque afortunadamente sigue habiendo muchas radios." Dijo tener la suerte de compartir hoy esta mesa con gente que se levanta muy temprano y que seguramente se haría la pregunta de qué le va a interesar a esas personas que le van a escuchar: lanzó entonces esa pregunta a los periodistas invitados.

Cristina Fernández de la Cope habló de la cercanía de la gente y de servicio público, de entretenimiento, de información que muchas veces tienen que realizar las radios locales. Andrés Álvarez se refirió a lo que hace una radio universitaria y declaró que a él lo que le atrae cuando va a la radio los jueves por la tarde es encontrarse con un grupo de gente joven a quienes les gusta la radio.

Chelo Costa dijo que el magazine le parecía muy enriquecedor, pues le facilita el acceso a gente diversa, a los habitantes de los pueblos; además es un complemento a los informativos donde sobreabunda la política. Ella en su trabajo intenta buscar temas que interesen a toda la provincia tanto a la comarca del Bierzo como a León capital con su alfoz.

Pilar Socorro comentó que se hace radio para la gente, recordaba cuando los oyentes acudían a los teatros de los pueblos para ver la radio en directo, de como ella para emular aquella costumbre introdujo una webcam en los estudios de la radio. Dijo que le parecía importante de la radio poder contar historias.

Jorge Callado habló de la magia de la radio, capaz de contar con más emoción y realismo un partido de fútbol. Recordó otra vez la inmediatez de la radio, una compañera fiel que siempre estará ahí a mano.

Fran Pomares lanzó entonces, como hipótesis a debatir, "si el medio rural no estaría lo suficientemente atendido desde los medios de comunicación, pues tal vez no fuera lo suficientemente rentable hoy en día". Pidió su opinión a los tertulianos sobre esta hipótesis.

Mencionaron los recortes en los recursos que hacían más difícil el acercamiento a los lugares de la noticia, a los pueblos. Discutieron sobre la información ascendente, de abajo a arriba, con los problemas que genera en cuanto a la veracidad. De las redes sociales, de la lucha por las primicias que hacía que la noticia se emitiera sin la calidad contrastada, etc.

Cada uno de los participantes contó una anécdota reciente, como la de que los secretos de Rita Hayworth estuvieran enterrados en el cementerio de Cacabelos, que había ya contado Chelo Costa.

Por último Fran Pomares preguntó al público acerca de lo que esperarían encontrar al encender la radio cada día y escogió a cuatro intervinientes para que le respondieran.

publicidad
Deja tu comentario
publicidad
publicidad