Quantcast

Salud pública

Los veterinarios aconsejan a los hosteleros usar virucidas, lavar vajilla y ropa a altas temperaturas y ventilar los locales

El colectivo, encargado de la Salud Pública y la Seguridad Alimentaria, elabora pautas higiénico-sanitarias para guiar al sector en su desescalada.

Camarero Fase 1 León coronavirus Covid-19
Un camarero desinfectando una mesa este lunes en el primer día en Fase 1 de la ciudad de León. / Campillo / ICAL
ICAL | 25/05/2020 - 18:28h.

El Consejo de Colegios Veterinarios de Castilla y León aconsejó este lunes a los hosteleros, una vez permitida parcialmente su apertura, utilizar virucidas autorizados, lavar la vajilla y la ropa de trabajo a altas temperaturas, entre 60 y 90 grados, y evitar compartir equipos, así como ventilar con mayor frecuencia los locales, varias veces al día, al menos 10 minutos. Así lo recoge una batería de recomendaciones del colectivo, basadas en las medidas de las autoridades sanitarias, para guiar al sector en las fases de desescalada, dado que son los encargados de la Salud Pública y la Seguridad Alimentaria.

El objetivo es observar una serie de medidas higiénico-sanitarias, además de las que ya eran habituales, que sirvan para evitar el contagio en las terrazas de bares y restaurantes. El servicio de interior en la fase 1 no se puede realizar en municipios de más de 10.000 habitantes y donde se pueda no superará el 40 por ciento del aforo.

Los documentos elaborados por el Consejo autonómico establecen un plan de limpieza y desinfección que, además, requiere prestar especial atención a las superficies de contacto frecuente: áreas comunes, superficies y objetos; limpiar primero con detergente y agua caliente antes de las aperturas y, después, desinfectar con lejía y agua fría el mobiliario, instalaciones y equipos; los extractores de aseos sin ventilación natural deben funcionar permanentemente en horario de apertura; la limpieza y desinfección de aseos se debe realizar al menos seis veces al día, con registro correspondiente; y asegurar la disposición de jabón y toallas de un solo uso.

En cuanto a las medidas de higiene y prevención del servicio en terrazas, el documento del Consejo de Veterinarios de Castilla y León establece que haya un acceso público a dispensadores de geles hidroalcohólicos o desinfectantes con actividad virucida autorizados; limpieza y desinfección del equipamiento de la terraza entre un uso y otro: mesas, sillas, superficies de contacto; usar mantelerías de un solo uso preferentemente y, en su ausencia, evitar la repetición de uso con distintos clientes; ocupación de una persona por aseo (sólo en casos de asistencia podrá entrar un acompañante); uso de mascarilla por parte del personal en el caso de no poder asegurar los dos metros de seguridad; almacenar los elementos auxiliares del servicio (vajilla o cristalería) en recintos cerrados, lejos de zonas de paso; eliminar productos de autoservicio (servilleteros, palilleros y aceiteras), priorizando monodosis desechables; evitar el uso común de cartas; y usar dispositivos electrónicos, pizarras u otros carteles.

Los veterinarios también detallan cómo debe ser el servicio que se presta, con la limitación de la zona de recepción de mercancías; el pago con tarjeta preferiblemente; desinfectar el TPV y las manos después de realizar los cobros; una distancia mínima de seguridad de dos metros para evitar cruces entre personal, clientes y proveedores; ampliar la distancia entre mesas y sillas, incluyendo elementos de separación física; indicar a los clientes dónde sentarse; priorizar el servicio a personas de riesgo (mayores y embarazadas); fomentar el servicio de recogida y reparto a domicilio; evitar el contacto físico al servir; buffet libre asistido; desinfectarse las manos; lavado de manos frecuente con agua caliente y jabón y secarse con toallas de un solo uso; y utilizar lejía 0,1 por ciento, alcohol 70 por ciento o agua oxigenada 0,5 por ciento para la desinfección de superficies.

Por último, se establece una serie de recomendaciones para el personal hostelero. Entre ellas, contactar con el médico ante síntomas compatibles con COVID-19; higiene correcta de manos con agua caliente y jabón antes, durante y después de la jornada; indumentaria exclusiva y sistemas de protección (mascarilla quirúrgica, FFP1 o FFP2 sin válvula); y desinfectar el calzado al entrar, si es posible, utilizar uno exclusivo para el trabajo.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad