Justicia

Carpetazo judicial definitivo al caso de Sheila Barrero, asesinada en 2004 en el puerto de Cerredo

A principios de este 2020 la magistrada del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Cangas del Narcea ya había decretado la suspensión provisional por falta de pruebas, que ahora ratifica la Audiencia Provincial de Asturias.

Sheila Barrero.
ileon.com  | 16/09/2020 - 09:24h.

La Audiencia provincial de Asturias ha desestimado el recurso presentado por la familia de Sheila Barrero, una joven de 22 años asesinada en 2004 en las inmediaciones del puerto de Cerredo tras salir de trabajar de madrugada de un pub de Villablino, dando por cerrado definitivamente el caso sin resolver, según informan varios medios asturianos.

Ya a principios de este 2020, la magistrada del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Cangas del Narcea ya había decretado la suspensión provisional por falta de pruebas, archivando el caso de la muerte de la joven, que fue hallada con un disparo en la cabeza en su vehículo a medio camino entre el bar de Villablino en el que trabajaba entonces y su domicilio en Degaña (Asturias).

Hace 16 años

Fue su hermano quien descubrió el cadáver de Sheila el 25 de enero con un disparo efectuado a corta distancia en la nuca, según determinó la autopsia. Una de las hipótesis que barajó la Guardia Civil fue que el asesino adelantó a Sheila con su coche y frenó delante de ella, haciéndola parar. La joven debía conocerle porque no intentó esquivar el vehículo y continuar por la carretera. Al parar, el asesino se metería en el coche de ella, concretamente en el asiento trasero, y le efectuaría el disparo en la nuca.

La policía detuvo en un primer momento a la ex pareja de Sheila, pero fue puesto en libertad al no encontrar pruebas concluyentes contra él, a pesar de haber hallado en sus manos restos de pólvora. Finalmente el juez que llevaba el caso decretó el sobreseimiento de las diligencias en 2008 por falta de autor conocido.

Reapertura del caso

La Guardia Civil reabrió el caso en 2015 pero, tras considerar las nuevas diligencias practicadas para establecer los hechos, la Fiscalía alegó a finales de 2019 que estas no permitían realizar una acusación formal contra ninguna persona en concreto. "La participación en el crimen del único investigado no ha quedado debidamente acreditada", indicaba un informe remitido al Juzgado tras analizar uno por uno los resultados.

Tras el cierre provisional de la causa en enero por la jueza que instruía el caso, ahora se ha archivado de manera definitiva tras rechazar el último recurso que el quedaba a la familia.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad