Quantcast

CUENTOS DE CUARENTENA

'Retomado el contacto con lo importante'

Carmen Sánchez Robles participa con una nueva entrega en la iniciativa 'Cuentos de Cuarentena', organizada por la asociación cultural El Pentágrafo e ILEÓN.

Café en casa
Photo by cottonbro from Pexels
Carmen Sánchez Robles | 27/03/2020 - 22:05h.

Me despierto de nuevo con la sensación extraña de no tener que correr. Es curioso, al principio aún me despertaba pensando en todo lo que tenía que hacer. No era consciente de que ahora estoy confinada en casa hasta pasados un par de minutos. Luego una sonrisa, una ducha, un desayuno tranquilo mientras mis hijos aún duermen. Y tiempo para mí y para ellos. La mayor ventaja de esta situación.

Hace un par de años pasé por un trance en mi negocio muy desafortunado. Aún tengo temas pendientes por eso. Recuerdo entonces las miradas compasivas de personas que me rodeaban con conmiseración... con esa mirada que te dice: «¡vaya, has tenido mala suerte!» y que en algunas personas, las menos, iban seguidas de otra mirada que te dice: «¡lo siento realmente!», mientras otras muchas lo que expresan es: «¡qué suerte que no me haya tocado a mí!»

Ahora estamos todos en el mismo barco, algunos desesperados, muchos consternados, los que peor infectados... y yo me encuentro serena. Sobreviví a una situación que era difícil para mí sola, ahora sobreviviremos sin duda mejor a una situación que es difícil para muchos, entre otras cosas porque recibiremos ayudas, algo que yo no tuve.

Y veo pasar los días desde mi casa, disfrutando de mis hijos como nunca, cocinando, trabajando a ratos en viejos y nuevos proyectos, paseando a mi perra cuando me dejan los críos (sí, ja-ja... ahora hay peleas por ver quien SÍ la saca). Con tiempo para llamar tranquila a mi familia y a mis amigos, para organizarme, para la casa, para mí. Un regalo inesperado dentro de este caos. Centrándome por una vez en lo importante, ya que ahora nada es urgente. Acercándome el día de compras a los comercios pequeños de mi barrio, conociendo así mejor a sus propietarios, que también sufren con la situación. Intentando contribuir un poco para que se sientan mejor y descubriendo sus productos, sus buenos precios, su trato cercano y su sonrisa. Valorando cada minuto de este confinamiento por nadie deseado y aplaudiendo, cada tarde desde la terraza de mi casa, a todos los que se dejan la piel en estos tiempos.

Mis hijos me han pasado un meme de un pollo corriendo, diciéndome que soy yo a las ocho de la tarde, soltándolo todo para ir a aplaudir. Son muy salaos mis críos, ja-ja. Estoy muy orgullosa de su comportamiento de estos días, de nuestra convivencia tranquila y llena de cariño, de su ejercicio de responsabilidad... y soy conocedora de que, en cuanto esto pase, volveremos todos a correr por nuestras vidas y dejaré de verles tanto, de disfrutar tanto de ellos para volverme a embarcar en mi otra pasión: mi trabajo.

Por todo esto, agradezco la calma para pasar estos días, la salud para poder seguir adelante, el tiempo para compartir con los míos, el descanso que tanta falta me hacía, la posibilidad de concentrarme, las miles de acciones solidarias que nacen cada día, que nunca falte un plato de comida en nuestra mesa, ahora que tengo más tiempo para hacer cosas ricas ricas jaja, el techo bajo el que duermo, agradeciendo tantas cosas que, de ponerlas todas, este cuento nunca tendría fin.

Y todo lo demás se solucionará, preocupémonos por vivir hoy, por el carpe diem que la vida vertiginosa nos hace olvidar. Y sobre todo, sobre todo, demos gracias por estar vivos y rescatemos lo importante de entre aquellas cosas que hasta hace cuatro días nos parecían las urgentes. Para dar sentido a todo esto, para que salgamos fortalecidos y hayamos crecido porque.... yo estoy segura de que así será.

 

 

Carmen Sánchez Robles
Carmen Sánchez Robles

* 'Retomado el contacto con lo importante' es un relato publicado dentro de la iniciativa lanzada por la asociación cultural El Pentágrafo e ILEÓN.COM para recoger escritos con temática relacionada con la actual crisis ocasionada por el coronavirus Covid-19.

Carmen Sánchez Robles, nacida en León, es empresaria desde el año 2014 con su proyecto LaserLOL. Se reconoce como "apasionada de la lectura y de la escritura desde que tengo uso de razón". "Leer y escribir constituyen para mí, junto a los viajes, la cocina y, por supuesto, el tiempo que paso con mi familia, los mayores placeres de este mundo", explica para autodefinerse en unas pocas palabras.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad