Diputación

León pide a la Junta una zona de esparcimiento natural en el monte San Isidro

El encuentro entre la Diputación y el Ayuntamiento ha servido también para abordar la deuda que el Consistorio mantiene con los consorcios provinciales del aeropuerto y la Gestión de los Residuos Sólidos Urbanos en la Provincia de León (GERSUL).

Efe | 28/07/2011 - 15:37h.

El Ayuntamiento de León y la Diputación provincial han acordado instar a la Junta de Castilla y León para que declare zona natural de esparcimiento el monte San Isidro y aporte las ayudas necesarias para su adecuación.

Este espacio, ubicado en la capital leonesa pero propiedad de la institución provincial, pasaría a convertirse en la séptima zona natural de esparcimiento de la Comunidad, según ha explicado en rueda de prensa la presidenta de la Diputación, Isabel Carrasco, tras la reunión mantenida con el alcalde de León, Emilio Gutiérrez.

Según la ley vigente, se podrán declarar Zonas Naturales de Esparcimiento aquellas áreas de ambiente natural de fácil acceso desde grandes núcleos urbanos, con el objeto de proporcionar a su población lugares de descanso, recreo y esparcimiento de un modo compatible con la conservación de la naturaleza.

En este sentido, la declaración favorable por parte de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente supondría la intervención en la zona para mejorar los accesos, dotarla de mobiliario urbano y aparcamiento, creación de un centro de interpretación del monte, ubicación de una oficina municipal, miradores y señalización, entre otros aspectos.

Este proyecto se enmarca en la propuesta del equipo de Gobierno del PP de conectar los "dos grandes pulmones verdes de la ciudad", según ha indicado el regidor leonés, "creando un cinturón verde".

Para Carrasco, la reunión de esta mañana simboliza la vuelta a la "normalidad" en las relaciones entre la Diputación y el consistorio tras la ruptura que, en sus palabras, se produjo cuando el "Ayuntamiento le dio la espalda" en la anterior legislatura.

El encuentro ha servido también para abordar la deuda que el Ayuntamiento mantiene con los consorcios provinciales del aeropuerto y la Gestión de los Residuos Sólidos Urbanos en la Provincia de León (GERSUL).

A este respecto, el alcalde ha asegurado que el Ayuntamiento no va "a eludir sus responsabilidades", pero ha emplazado al momento en el que se cuantifique la deuda municipal para establecer un calendario de pagos.

"Vamos a salir de esta", ha dicho Gutiérrez antes de confirmar que, de momento, no se ha contratado la auditoría externa anunciada en el programa electoral, pero que está "a punto de cerrarse".

La deuda municipal con el Consorcio del Aeropuerto asciende, tal y como han cifrado, a dos millones de euros correspondientes a las anualidades de 2008, 2009 y 2010, y está pendiente de pago, aunque dentro de plazo, la de 2011.

Gutiérrez ha manifestado que la principal preocupación del Ayuntamiento en lo referente al aeródromo leonés pasa por el desarrollo del mismo por lo que los vuelos serán el objetivo prioritario de su trabajo.

En un segundo plano ha citado la mejora de las comunicaciones, en especial, ha dicho, la conexión a través del servicio de taxis, aspecto que abordarán de forma conjunta con los otros dos ayuntamientos implicados, Valverde de la Virgen y San Andrés del Rabanedo.

Por otro lado, Ayuntamiento y Diputación solicitarán a la Junta que promueva la creación del Consorcio Regional de Bomberos como punto de partida para el desarrollo de los parques comarcales en la provincia de León.

En relación con el conservatorio de música, Gutiérrez ha dicho que el Ayuntamiento ha puesto a disposición de la Junta todos los terrenos disponibles para la construcción del edificio y que "solo tienen que elegir".

Actualmente el conservatorio ocupa un edificio propiedad de la Diputación que concluye el próximo 1 de octubre, fecha a partir de la cual la administración autonómica tendrá que asumir todos los gastos que genere el actual inmueble hasta la puesta en marcha del nuevo centro.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad