Quantcast

Fusión Banco Ceiss-Unicaja

El Gobierno avala la integración de Banco Ceiss en Unicaja como "la mejor alternativa sin duda para todos"

El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, ensalza iniciativas de financiación privadas como Alentia

imagen
M. Martín / ICAL
Ical | 06/11/2013 - 16:53h.

El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, defendió este miércoles en Ávila que la integración de Banco Ceiss (Caja España-Duero) con Unicaja "es la mejor alternativa sin duda para todos" y es una opción "especialmente buena" para la entidad castellana y leonesa y para los preferentistas. De Guindos, que intervino ante un selecto grupo de empresarios de la Comunidad, en 'Los encuentros de RTVCyL', incidió en la necesidad de "hacer pedagogía de esto", para que culmine un proceso que ya se extiende en el tiempo dos años.

Luis de Guindos, que protagonizó el encuentro junto al presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, recordó que el FROB ha ayudado a Banco Ceiss, y está poniendo de su parte para que culmine la operación con la malagueña, que, insistió, es la "mejor opción" para todos, para ambas entidades, para sus accionistas, y para los preferentistas. "Espero que el acuerdo se cierre", sentenció.

El ministro recalcó la "profunda transformación" que ha sufrido el sistema bancario en España, con una "purga dolorosa" para afrontar sus excesos y si el año pasado se cernían sobre el mismo "enormes dudas", constató que tras el "rápido y ambicioso plan" puesto en marcha, con más de 86.000 millones de euros en provisiones, más de 50.000 en inyección de capital y 100.000 millones de activos tóxicos derivados al Sareb, "las entidades están muy bien preparadas para pasar los test de estrés" de la UE, antes de que pasen a ser supervisadas por el Banco Central Europeo.

Luis de Guindos deseó también que el próximo 14 de noviembre, el Eurogrupo de por cerrado el programa de asistencia financiera a España y razonó que más allá de las inyecciones de capital, "lo más importante ahora es la transparencia y que se dispersen las dudas sobre la calidad de la banca". "El mercado no entendería que no hubiera transparencia en el proceso", dijo.

El ministro, quien recordó con cariño su paso por Ávila hace 30 años dentro del servicio militar, razonó que ahora es preciso que esa mejora en el sistema financiero se note en la sociedad española en forma de empleo, porque todos los españoles, indicó, han hecho un "gran esfuerzo" para superar una crisis que dura ya seis años. Aseguró que cuando eso ocurra se producirá un "punto de inflexión" y deseó que las mejoras "tímidas" de los últimos meses "se consoliden los próximos trimestres" y 2014 "sea el año de la recuperación". "Todos queremos que crezca el empleo y que sea de calidad, porque el paro es la principal lacra social, aunque ya es significativo el aumento de los afiliados a la Seguridad Social en octubre", aseveró, para pedir a las familias que cambien su percepción del mercado laboral para empezar a "dar la vuelta" a la situación actual.

Queda mucho por hacer

Sin embargo, De Guindos fue muy cuidadoso en no lanzar las campanas al vuelo y recalcó que "aún no hemos salido de la crisis" y "queda mucho por hacer", por lo que abogó por "seguir con la agenda reformista" unida al ajuste de las cuentas públicas y a un esfuerzo para financiar la economía. El ministro resaltó la necesidad de que Europa avance hacia la unidad bancaria, que lleve a la armonización de los tipos de interés; y aseguró que ya se han disipado las dudas sobre el futuro del euro, y existe la percepción de que España "es una economía que puede volver a crecer".

Luis de Guindos trasladó que la economía española "es competitiva", las exportaciones están creciendo a un ritmo del seis por ciento y se ha diversificado en productos y destinos, a lo que se une que se está empezando a devolver el endeudamiento de la burbuja inmobiliaria, con 50.000 millones entre este año y el que viene, de un total de 900.000.

Una competitividad que se ha recuperado, dijo, de forma distinta a cuando se contaba con la peseta como moneda que se podía devaluar. Así, afirmó que España está registrando una "ganancia en competitividad estructural" basada en los ajustes en los costes y la salida al exterior, lo que garantiza que "continuará los próximos años".

Alentia

El ministro de Economía y Competitividad asumió que el crédito del sistema financiero es una palanca para el crecimiento pero advirtió de la necesidad de buscar otras fuentes de financiación. "Es preciso dar más pasos para que haya otro tipo de financiación disponible para las empresas". En este sentido, ensalzó instrumentos como Alentia Capital Alternativo, la asociación privada de inversión constituida recientemente con el respaldo de empresarios familiares de Castilla y León. "Lo conozco y me parece adecuado ese instrumento", añadió.

Luis de Guindos explicó que se ha detectado una aceleración en la demanda de financiación empresarial en los últimos meses y precisó que en lo últimos 15 días el ICO ha facilitado préstamos por 900 millones de euros, lo que se traduce en 1.800 al mes y 20.000 en un año, una cantidad "mucho mayor que la del ejercicio 2012". Esta evolución fue definida por De Guindos como una "señal" de que se camina en la "dirección correcta", lo que significó junto a la mejora de las perspectivas para España de una agencia de calificación crediticia. Concretó que el ICO ya ha facilitado 10.000 millones de financiación a las pymes, y cerrará el año con una cifra en torno a los 14.000 millones, y comprometió que en 2014 pondrán en marcha nuevas líneas y se superará esa cantidad.

El responsable ministerial precisó que la inversión directa en el conjunto nacional "se ha doblado en el último año" y hay "muchísimos inversores internacionales que creen que España es competitiva", algo que "se ve más fuera que entre los propios empresarios españoles", dijo. Así, pidió a los empresarios nacionales que apuesten por la inversión: "Debemos confiar más en nosotros mismos", dijo. Asimismo, constató el especial protagonismo de las pymes para la salida de la crisis, porque constituyen el 98 por ciento del tejido productivo nacional.

El ministro de Economía y Empleo también anunció que en 2014, habrá rebajas fiscales, con un sistema tributario que recaude, pero con "incentivos correctos" en el Impuesto de Sociedades, respecto a pymes y grandes empresas; y en el IRPF, en relación a la incorporación al mercado laboral y el ahorro. El IVA no sufrirá modificaciones. En relación a las diferentes tributaciones en las autonomías, el ministro recordó que España "es un Estado descentralizado y cada autonomía toma sus decisiones en materia fiscal y el Gobierno se encarga del marco general".

José María Roldán

Por otra parte, se refirió a la nueva regulación sobre incompatibilidades de altos cargos del Banco de España, que eleva de seis meses a dos años la prohibición de pasar al sector privado tras su salida del cargo público, lo que impediría al exdirector general de Regulación José María Roldán, presidir la Asociación Española de Banca (AEB). El ministro fue escueto ante las críticas vertidas desde diferentes ámbitos y aseguró que el Gobierno "no entra ni en nombramientos, ni en pulsos ni en alternativas".

Luis de Guindos manifestó que desde el Ejecutivo se limitan a fijar las condiciones generales sobre incompatibilidades de cargos públicos, y más allá de sus funciones regulatorias, "no hace nada más".

Por otra parte y a preguntas de los asistentes, el ministro se refirió a la liberalización de horarios comerciales, y constató las actuaciones para la declaración de zonas turísticas de especial interés, porque "la libertad comercial es buena desde el punto de vista de la actividad económica", dijo. Además, defendió la ley de unidad de mercados aunque abogó por la simpolificación de los trámites burocráticos.

De Guindos también repasó otros asuntos, como el plan de pago a proveedores, del que recordó que han refinanciado a través del Tesoro 12.000 millones de euros, que tenían que devolver el 15 de noviembre, del préstamos de 27.000 millones de la primera fase, sindicado con la banca, lo que les permitirá ahorrar 1.000 millones en intereses. Defendió esta actuación para acabar con la deuda con los proveedores, unido al compromiso de pago de las administraciones antes de 30 días.

De Guindos también se refirió al futuro acuerdo comercial entre la UE y EEUU, que consideró como la actuación "más importante" para España, junto a la unión bancaria. Indicó que pese a las fricciones por el espionaje, el acuerdo "avanzará". Por lo que se refiere a los tipos de cambio euro-dólar, abogó por lograr una estabilidad de entre 1,30 y un 1,35 euros por dólar.

Por último, vaticinó que el Banco Central Europeo, anunciará medidas este jueves en relación a los tipos de interés, para que fluya el crédito, y expuso que "no va a haber deflación".

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad