Quantcast

sociedad

Alfaem Salud Mental León inaugura su centro residencial

Los itinerarios de empleo de la Junta reciben más de 3.500 personas con discapacidad de las que 400 encontraron un empleo.

imagen
Peio García / Ical. La consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, Alicia García(i), con la presidenta de ALFAEM, Ascensón Sedano.
S. Gallo / Ical | 29/03/2017 - 15:08h.

Los itinerarios de empleo con los que cuenta la Junta de Castilla y León contaron el año pasado con la participación de 3.586 personas con discapacidad, de ellas 1.200 con discapacidad por enfermedad mental, y de las que 400 encontraron un empleo. Así lo declaró la consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, Alicia García, quien recordó que precisamente el empleo supone "una prioridad" además de una de las "herramientas" con las que se cuenta para la "normalización e integración" de los discapacitados.

Alicia García inauguró este mediodía la residencia para personas con discapacidad psíquica que la Asociación leonesa de familiares, amigos y enfermos mentales (Alfaem) ha puesto en marcha en León con una aportación económica por parte de la Junta de 2,5 millones de euros. Esta residencia cuenta con 44 plazas para la atención a personas con discapacidad por enfermedad mental, en la que trabajan 27 profesionales, de ellos ocho de ellos con discapacidad por enfermedad mental, y que cuenta con cuatro unidades de convivencia, que ofrece atención 24 horas al día todos los días del año.

La consejera se felicitó por la puesta en marcha de este centro que es "fruto de la responsabilidad público-privada" en la que han participado tanto administraciones como entidades del tercer sector y la sociedad en general. Este centro se incorporará a la red de dispositivos con que cuenta la Junta de Castilla y León para prestar atención a las personas con enfermedad mental en la Comunidad.

Con este que hoy se ha inaugurado, serán seis los centros residenciales disponibles que habilitarán 240 plazas, a lo que hay que sumar las 344 plazas de las viviendas supervisadas, 900 plazas en los centros de día o los 30 equipos de promoción de la autonomía personal con que se cuenta. Todos estos equipos están trabajando "de manera coordinada" desde el pasado mes de octubre cuando se aprobaron las directrices de funcionamiento del modelo de atención integrado a las personas con enfermedad mental.

Este reglamento permite hacer "lo que ellos nos demandan" que es la prestación de una atención personalizada a las personas con enfermedad mental y que les dé el apoyo requerido en cada momento, tanto si es de carácter social como sanitario. "Este es un nuevo recurso que se incorpora a este modelo de atención que es referencia a nivel estatal y que hay que seguir reforzando", dijo la consejera.

Por su parte, el alcalde de León, Antonio Silván, elogió el cumplimiento de un sueño "largamente deseado" después de 25 años de trabajo por parte de Alfaem que "han dado sus frutos" en relación a la inserción, concienciación y sensibilización de la sociedad con los enfermos mentales. El edificio que hoy se ha inaugurado permite "aunar millones de voluntades y de ilusiones" para dirigirse a las personas que tienen que tener una vida "lo más adaptada posible", algo a lo que contribuirá este centro.

El Ayuntamiento de León garantizó que se continuará al lado de esta asociación para cumplir el objetivo de la inserción laboral y social de estas personas. Además, recalcó el "ejemplo" que da la asociación, que cuenta entre sus trabajadores con ocho con enfermedad mental. "Hay que eliminar todo tipo de prejuicios respecto a los enfermos que tienen sus problemas pero también sus momentos, y la mayor parte de ellos de absoluta conciencia", por lo que Silván insistió en la necesidad de seguir trabajando con esta asociación que atiende a más de un millar de enfermos, de los que 700 están en la capital leonesa.

Por último, la presidenta de Alfaem, Ascensión Sedano, garantizó que la labor que han venido desarrollando durante 25 años "va a continuar" después de mucho tiempo de "tremenda lucha y sacrificio". Ahora el reto será "seguir con la labor", algo que no resulta sencillo, pero se felicitó por la puesta en marcha del centro especial de empleo con el que ya se están viendo los frutos. "Se está trabajando y teniendo el apoyo como tienen las personas con enfermedad mental, es algo positivo y pueden hacer una vida como cualquier persona", declaró.

publicidad
Deja tu comentario
publicidad
publicidad