Quantcast

minería

La Junta denuncia ante la Comisión Europea y el Gobierno la ausencia de una transición en España para las cuencas mineras

Del Olmo revisará el Plan de Dinamización tras la "muerte" de las minas y exige al Ejecutivo que no autorice el cierre de ninguna térmica sin un plan industrial alternativo.

La consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo
Rubén Cacho / ICAL La consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo, preside la reunión del Comité de Seguimiento del Plan de Dinamización Económica de los Municipios Mineros.
Ical | 12/02/2019 - 15:23h.

La Junta de Castilla y León denunciará este miércoles ante la Comisión Europea, el Gobierno y otras regiones carboníferas de Europa que en España "no ha habido transición justa ni injusta" para las cuencas mineras, "sino un cierre". La consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo, adelantó que el Ministerio para la Transición Ecológica acogerá este miércoles en Madrid un encuentro de la Plataforma de Regiones Carboneras en Transición, en el que la Comunidad presionará a Europa y al Gobierno de España para que pongan fondos para reindustrializar las zonas afectadas por los cierres de las minas y de las térmicas. "En España no ha habido transición, al Gobierno se le llena la boca pero no ha habido nada", denunció.

La consejera, que no podrá acudir en persona, indicó que el director general de Energía de la Junta, Ricardo González, se encargará de representar a la Comunidad en la reunión, donde pedirá a la Comisión Europea "que pase lo mismo en España que en otros países", como Polonia, donde se fijó el cierre de la minería para el 2035, y en Alemania, para el 2038, con una aportación de 40.000 millones para los Lander. "Aquí nada de nada", denunció.

El objetivo es plantear una transición justa, dijo, y recordó que en las Cortes se acordó instar al Gobierno a que defienda en el marco presupuestario europeo que haya al menos 5.000 millones para las regiones carboníferas en transición. "Eso también se le planteará este miércoles tanto al Gobierno como a la Comisión Europea", adelantó. "Reivindicamos al Gobierno de España que haya fondos para estas regiones, para que se diversifique el tejido productivo y no se despueble, y cuente en el proceso con las autonomías y los municipios afectados".

La consejera anunció que el encuentro servirá también para pedir apoyo para que la Ciuden se ponga en marcha con proyectos de I+D+i y energías renovables. Constató al respecto que desde Castilla y León se presentó "algún proyecto de centro tecnológico interesante al Gobierno, pero en los presupuestos generales del estado hay 3.000 eros para el centro, lo mismo que en 2018, y con eso no se puede hacer absolutamente nada". "La Ciuden para el Gobierno está muerta aunque aprobase los presupuestos", sentenció.

22 millones de inversión en 2018

Pilar del Olmo presidió este martes una reunión de la comisión de seguimiento del Plan de Dinamización de Municipios Mineros, para repasar los logros de 2018, cuando se alcanzó una ejecución provisional de inversiones por 22 millones, "muy superior a los acordado inicialmente" para el programa, que ascendía a cinco millones. En este sentido, la consejera precisó que el grueso de los fondos, nueve millones, fue para la restauración de las minas de Nueva Julia, nueve millones, esto ha generado empleo a lo largo del año.

Pilar del Olmo concretó que la Lanzadera Financiera invirtió en 88 proyectos por importe total de 100 millones. Asimismo, se felicitó porque se registraron tres proyectos nuevos implantados en las cuencas que generaron más de 200 empleos.

La consejera defendió que este plan "esta dando sus frutos pese al debacle de la minería del carbón" y precisó que el número de trabajadores inscritos en la Seguridad Social aumentó durante el último año en estas zonas en un 1,7 por ciento. Asimismo, constató que en los últimos tres años, descartando la pérdida de empleo en el régimen especial de la minería, el número de cotizantes habría crecido un seis por ciento.

Pilar del Olmo explicó que la minería del carbón "se ha terminado" a partir del 31 de diciembre porque no se ha flexibilizado nada la devolución de las ayudas y como ya no hay minas operativas en Castilla y León; desde el Diálogo Social acordaron con el presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, la necesidad de modificar el plan. En este sentido, la consejera aclaró que el objetivo es modificar su primer eje que era la defensa de la minería del carbón, porque "ahora mismo no hay defensa porque no hay minería".

Del Olmo aclaró que el Diálogo Social plantea que se sustituya ese eje por medidas de transición justa del sector. "Es verdad, no vamos a defender a un muerto, e intentaremos trabajar en esa transición justa de la que tanto se habla y el Gobierno de España no ha hecho absolutamente nada".

Cierre térmicas

La consejera también recordó que todas las centrales térmicas han pedido su cierre y si se autoriza a mediados de 2020 cerrarán. Estas compañías ya han avisado que no comprarán nada de carbón, ni en España "ni de ningún sitio" porque "su intención es no producir nada". Una situación que para Del Olmo constituye "una grave problema para España" porque supone que 5.000 megavatios de potencia "van a tener que desinstalarse". "No se ha planteado ningún proceso de transición energética justa y sólo se ha producido un abrupto corte de la minería del carbón y las centrales", dijo.

En este contexto, Pilar del Olmo exigió al Gobierno que "no autorice el cierre" de las térmicas "sin un plan industrial alternativo". "No puedes autorizar un cierre y que se vayan de rositas, con la gran cantidad de beneficios obtenidos de esa zona", dijo.

En cuanto a las reuniones con Endesa por el cierre de Compostilla, la consejera criticó que los proyectos de la eléctrica "son flojos, porque un almacén para elementos de energías renovables, no da mucho trabajo". Aseveró que desde Endesa hablan de potenciar energías renovanles, "pero esa zona es un sitio sin mucha potencia instaladas". La consejera constató que desde la Junta están trabajando con Forestalia para que contrate para su planta de biomasa a los trabajadores de las auxiliares de Endesa que se quedarán en la calle.

Del Olmo también lamentó que desde Castilla y León se ha invitado en varias ocasiones al Gobierno de España que participe en el Plan de Dinamización de las Cuenca Mineras" y no les ha contestado. El objetivo, dijo, era que alguien con capacidad de decisión en el Ejecutivo conociese de primera mano "cómo están las cuentas mineras, porque el cierre minas y de las térmicas producirá desempleo y despoblación". Frente a esta inoperancia del Ejecutvio central, la consejera defendió que gracias a plan que inició la Comunidad en 2016, "se ha diversificado la economía y ha hecho que aumentarán los afiliados de la Seguridad Social, gracias a los fondos de la Junta".

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad


publicidad