Quantcast
PATRIMONIO NATURAL

Los Ancares y las Hoces de Vegacervera, los parajes de León subidos a un tiovivo jurídico y ambiental

La 'Sierra de Ancares' o las 'Hoces de Vegacervera' han visto anularse las órdenes de inicio de los Planes de Ordenación de los Recursos Naturales. Un proceso que ha supuesto una menor protección de estos parajes y que la Junta justifica en un cambio legislativo asegurando que no se cierra a que sea mayor si hay consenso social.

Las montañas de Los Ancares desde el puerto de Ancares. César Sánchez / ICAL
A. Vega | 10/02/2018 - 10:16h.

El 26 de mayo de 2016 la Junta de Castilla y León inició el proceso administrativo para 'desproteger' jurídicamente una docena de espacios naturales en toda la Comunidad Autónoma, incluido dos ubicados en la provincia de León. Una acción que ha terminado formalmente este mes de enero de 2018 con la publicación de la revocación definitiva de las órdenes de iniciación de los Planes de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN) de estos espacios, que eran el instrumento legal que los iba a 'superproteger'.

En León se han visto afectados dos lugares, la Sierra de Ancares y las Hoces de Vegacervera, que pierden así la protección autonómica que tenían en su momento, ya que aunque no estaban aprobados sus planes se consideraba que con su inicio se incrementaba la protección legal de estos sitios. Estos espacios naturales tenían una extensión contemplada de afección de 55.610 hectáreas en el caso de los Ancares y de 5.317 en el caso de Vegacervera. Ambos lugares son dos zonas de una gran importancia medioambiental en León, con sendos ecosistemas incluidos en Reservas de la Biosfera, la de lo Ancares y la de Los Argüellos, respectivamente, título honorífico concedido por la Unesco que da una idea de su relevancia y necesidad de conservación.

La Junta ha justificado esta anulación de la ordenación de recursos en que la ley que los amparaba del año 1991 ya no existe, ya que fue sustituida por la Ley 4/2015 del Patrimonio Natural de Castilla y León. El intento de protección de la Sierra de Ancares databa del año 1992 y la de las Hoces del 2005, sin que ninguno de los dos llegara a culminarse.

De aquella Ley de los 90, señalan desde la consejería de Fomento y Medio Ambiente, se desarrollaron normativas para 24 espacios naturales pero otras se quedaron en el camino. El último espacio que ha tenido normativa propia fue precisamente de la provincia de León, el Parque Natural de Babia y Luna, que tardó nada menos que 23 años en tener un plan de ordenación de sus recursos.

La Junta ha admitido a preguntas de este periódico que algunas de estas tramitaciones no se aprobaron al no existir "una conformidad de su población en el modelo de desarrollo socioeconómico que estos implican". No obstante señalan que los doce afectados en toda la Comunicad ahora no lo han sido por esa causa, sino por cuestiones jurídico-administrativas como han sido la anulación de la ley anterior y la creación de una nueva.

Aseguran desde la consejería de Medio Ambiente, que dirige el leonés Juan Carlos Suárez-Quiñonez, que sin embargo "la revocación de estas órdenes no supone que la Junta de Castilla y León desista en la declaración de nuevos espacios" pero matizando que para ello debe "existir una voluntad firme por parte de todos los sectores implicados en la misma, asumiendo el modelo de desarrollo socioeconómico que conlleva la declaración con alguna de las figuras de protección establecidas en la normativa", que ahora es la ya citada Ley 4/2015.

Tanto la Sierra de los Ancares como las Hoces de Vegacervera están incluidos actualmente como Zonas de Especial Conservación (ZEC) de la Red Natura 2000, lo que les otorga el amparo de la estatal Ley 42/2007 del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad, una traposición de la normativa europea que regula la Red Natura 2000. La Junta aprobó también en 2015 los Planes Básicos de Gestión y Conservación de la Red Natura 2000 en la Comunidad de Castilla y León. Para la Junta la inclusión de estos dos espacios en la Red Natura 2000 "está dotada de un régimen de protección, tanto preventivo como de medidas de conservación concretas, por lo que todos y cada uno de sus espacios cuentan, en la actualidad con un plan básico de gestión y conservación que establece cuáles son sus objetivos de conservación".

Hoces de Vegacervera. Foto: Ical
Hoces de Vegacervera. Foto: Ical

Entonces... ¿se han desprotegido estos parajes?

La respuesta legalista es un 'no' con muchos matices, aunque fuentes conservacionistas consultadas por este periódico señalan que es un "fracaso" que los planes de ordenación de estos espacios no hayan salido adelante en todos estos años, "por la mayor protección que se podría haber obtenido". Aunque la Junta ha anulado la idea de protección ideada entonces, sí que ha aprobado para todas las zonas ZEC incluidas en la Red Natura 2000 unos planes básicos de gestión, disponibles en su web para consulta, que suponen protección aunque no tan ambiciosa como la que se pretendía inicialmente.

La Junta considera que esos PORN "iban aportar poco más en materia de conservación de sus valores naturales, además de mantener en el tiempo una complejidad administrativa que está muy alejada de la obligación actual que tienen todas las administraciones de alcanzar una simplificación administrativa en su relación con los ciudadanos".

La diferencia básica entre un PORN y los planes básicos de gestión que aprobó la Junta es que los primeros abordan además de la protección ambiental normativas específicas para que esta se cumpla. Es decir, que los actuales planes indican actuaciones de conservación pero los PORN las obligan. Lo que sucede en la práctica con los planes básicos de gestión de la Sierra de Ancares y de las Hoces de Vegacervera. Los PORN pueden crear zonas que limiten la actividad humana por su afección al medio ambiente, algo que los actuales planes no recogen.

En la provincia de León se considera Zonas de Especial Conservación (ZEC), algunas de ellas además son ZEPA (otra categoría de protección por aves), además de la Sierra de Ancares y las Hoces de Vegacervera las siguientes: Sierra de la Encina de la Lastra (El Bierzo), Montaña Central de León, Riberas del Río Órbigo y afluentes, Riberas del Río Sil y afluentes, Riberas del Río Esla y afluentes, Montes Aquilanos y Sierra de Teleno (Bierzo y Maragatería), Rebollares del Cea (Almanza), Lagunas de los Oteros (sur de León), comarca de Omaña, Sierra de la Cabrera, -Picos de Europa, Alto Sil, Valle de San Emiliano y Montaña de Riaño y Mampodre.

Las Pallozas de Chano, en los Ancares. César Sánchez/Ical
Las Pallozas de Chano, en los Ancares. César Sánchez/Ical

publicidad
publicidad
publicidad