DATOS POBLACIÓN INE

León sigue perdiendo población y no lo salva ni el flujo migratorio

La provincia leonesa sigue desangrándose en cuanto a población, perdiendo 3.963 habitantes entre el 1 de julio de 2017 y el 1 de julio de 2018. Sólo León pierde un tercio de la población total que deja de habitar Castilla y León. La Región leonesa pierde más habitantes que las seis provincias castellanas juntas.

imagen
Turistas y leoneses deambulando una mañana cualquiera por el Barrio Húmedo de León. / C.J. DOMÍNGUEZ
ILEÓN/ICAL | 13/12/2018 - 16:50h.

Los singulares ritmos de pérdida de población de la provincia de León siguen su descenso inexorable, alejándose por debajo del medio millón de habitantes tras una década de crisis trágica en términos demográficos. Los últimos datos disponibles, de la población a 1 de julio según el INE, reflejan que entre 2018 y 2017 se han perdido 3.963 habitantes, un tercio de la población que pierde en total de Castilla y León.

En la última década, confrontando 1 de julio también, la provincia leonesa ha visto como perdía 31.084 vecinos, cuando al inicio de la crisis rozaba el medio millón con 494.840 personas habitando la geografía de los 211 municipios que la componen.

En los seis primeros meses del año 2018 León vio como caía su población en 2.352 habitantes, siguiendo la tónica de los últimos años. Por contra en este mismo periodo a población de España aumentó en 74.591 personas y se situó en 46.733.038 habitantes. El saldo migratorio positivo de 121.564 personas compensó un saldo vegetativo negativo de 46.273 personas.

Pero en León este saldo migratorio es negativo y no se compensa con el incremento de emigrantes debido a la fuerte migración interprovincial que sigue sufriendo la provincia. En el primer semestre del año el saldo migratorio con el extranjero fue de 326 personas aunque el interprovincial hizo perder 666 habitantes. La cifra supone que se perdió en total 340 habitantes en los seis primeros meses del año por los que hicieron las maletas para irse.

Castilla y León, en caída libre el primer semestre del año

La Comunidad Autónoma perdió en los seis primeros meses de este año 7.737 habitantes y fue de nuevo la autonomía que experimentó un mayor declive demográfico, por delante de Galicia y Asturias, las siguientes con peor comportamiento, donde bajó su población en 3.850 y 3.243 personas, respectivamente. La evolución en la Comunidad contrasta con el aumento en todo el país, donde se registró un incremento de 74.591 personas, si bien la pérdida poblacional fue menor que en el primer semestre del pasado año, cuando se superaron los 12.000 habitantes.

El INE también ofrece datos provinciales del saldo exterior de la población, que arroja una ganancia para las nueve. Soria obtuvo 83 habitantes procedentes de otros países; Burgos, 399, Palencia, 206, Segovia, 234, Valladolid, 529 personas, Salamanca, 464; Ávila, con 210; Zamora, con 71, y León, con 326 más.

En lo relativo al movimiento interprovincial, todas las provincias de la autonomía registraron pérdidas de población. Destacan los 666 de León, seguidas de las 403 de Zamora que se fueron a otras provincias, 317 en Ávila, 286 en Salamanca, 271 en Segovia, 149 en Palencia, 137 en Burgos, 77 en Soria y solo 38 de Valladolid que emigraron a otros territorios nacionales.

Debacle en la Región Leonesa, 4.742 personas menos

El estudio territorial manifestó que todas las provincias de Castilla y León perdieron habitantes en el primer semestre del año. En datos absolutos, las que más perdieron fueron las de la Región Leonesa: León (463.756 en total), con 2.352; Zamora (174.594), con 1.337; y Salamanca (332.776), con 873 menos. En total, 4.742 habitantes menos. Ya claramente por debajo del millón de habitantes que tenía hace tres años con 971.126.

Les siguen las demás provincias, justo las que quedan de la región de Castilla La Vieja en la Comunidad Autónoma: Ávila (159.286), que bajó en 746; Burgos (355.423), con 657; y Palencia (161.174), donde se contrajo en 621; Segovia (153.962), con 425; Valladolid (520.430), con 405 habitantes menos; y Soria (89.417), con 321. Es decir, que el doble de provincias pierden 3.175 habitantes. El resto de la autonomía, la región castellana tiene 1.439.692 habitantes.

En los primeros meses de este año las tres provincias de la Región Leonesa han perdido 1.567 habitantes más que las seis castellanas. En 1983, antes de la unión forzosa con estas seis de las ocho de Castilla La Vieja, el País Leonés tenía 1.120.467 habitantes. Por provincias, en aquellas fechas la población de León era de 528.178 habitantes, la de Zamora de 226.549, Salamanca de 365.740 habitantes y la de Valladolid en ese mismo año de 481.121 habitantes.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad