RUTAS

10 pueblos bonitos de la provincia de León donde debes perderte

El portal turístico y de rutas La Senda del Hayedo nos propone un recorrido por diez localidades de toda la geografía de la provincia que tienen una visita ineludible por su belleza. 10 entornos naturales y culturales que muestran la variedad de paisajes de León.

Retuerto, municipio de Burón La Senda del Hayedo 2
Retuerto. Foto: La Senda del Hayedo
Alejandro Diez/La Senda del Hayedo | 23/04/2020 - 11:45h.

El portal turístico y de rutas La Senda del Hayedo ha publicado una pequeña selección de 10 pueblos que visitar de forma imprescindible. 10 entornos naturales y culturales que recorren toda la provincia, desde el Bierzo y Laciana hasta la Ribera del Porma pasando por la Montaña Central y Oriental hasta Babia y la Maragatería.

Tal y como reconoce el autor de la selección, Alejandro Díez, "Quizás no sean los 10 más guapo» o los 10 imprescindibles, pero si son 10 pueblos auténticos leoneses no tan conocidos por el gran público". Díez, gran conocedor de la provincia, explica que "no es fácil elaborar una lista de pueblos de León, ya que es un territorio con muchas poblaciones y al mismo tiempo, una de las provincias más extensas de la geografía española", destacando la variedad de paisajes "que van desde los largos llanos de Tierra de Campos a los verticales valles del Alto Sil o Picos de Europa, pasando por grandes escenarios intermedios donde se conjugan valles, páramos y montes".

Pero aunque el universo de la belleza rural de la provincia se suele asociar a pueblos de gran belleza como Castrillo de los Polvazares, Peñalba de Santiago, Molinaseca, Lois o Riaño, como los más renombrados por el turismo "instagramer", hay muchos otros rincones donde perderse porque "Llión ye tierrina guapa".

Por eso esta selección, con "verdaderas joyas que presentan una deliciosa sintonía de paisajes en los que sumergirse o simplemente, descansar". Desde La Senda del Hayedo recuerdan que debemos realizar un turismo sostenible y responsable, por lo que debemos ser "humilde y respetuoso tanto entre sus calles como en sus caminos"

Puedes seguir las actualizaciones y recomendaciones de La Senda del Hayedo en su web o a través de sus perfiles en redes sociales como Facebook, Twitter e Instagram.

1. RETUERTO

Retuerto. Foto: La Senda del Hayedo
Retuerto. Foto: La Senda del Hayedo

Retuerto se recuesta a 1.200 metros de altitud en un valle propio de la fascinante Montaña de Riaño y Mampodre. Perteneciente al municipio de Burón, este pueblín rodeado de vastos hayedos suele pasar desapercibido de los frecuentes viajeros que transcurren por la carretera del puerto del Pontón que conduce de Riaño a Valdeón y Sajambre.

Retuerto, bajo la mirada del Pozúa, guarda buenos ejemplos de arquitectura tradicional montañesa, en la que destaca su altiva iglesia, que domina el pueblo desde el alto de La Llomba.

Las rutas de montaña por la sierra del Pármede son en Retuerto uno de sus mejores atractivos turísticos. Pura naturaleza cantábrica.

 

Retuerto. Foto: La Senda del Hayedo
Retuerto. Foto: La Senda del Hayedo

 

 

2. PALACIOS DEL SIL

Palacios del Sil. Foto: La Senda del Hayedo
Palacios del Sil. Foto: La Senda del Hayedo

Palacios, pueblo y concejo, es uno de los municipios de León más sorprendentes en cuanto a patrimonio cultural y natural. Sus largos robledales y abedulares donde mora el oso pardo, junto con sus pintorescas brañas vaqueiras, dotan a Palacios del Sil de un largo repertorio para el turismo rural.

Palacios se asienta en una de las escasas amplias vegas que el río Sil ofrece en el espectacular tramo que va desde Villablino a Páramo del Sil. En sus calles se oye aún la lengua asturleonesa, además del sonido del bolo vaqueiru que aquí cuenta con una gran bolera.

El puente medieval sobre el Sil y los hórreos completan los muchos atractivos de patrimonio cultural con los que cuenta este pueblo del noroeste de León lindante con Asturias.

 

Palacios del Sil. Foto: La Senda del Hayedo
Palacios del Sil. Foto: La Senda del Hayedo
Palacios del Sil. Foto: La Senda del Hayedo
Palacios del Sil. Foto: La Senda del Hayedo

 

 

3. VILLAFAÑE Y LANCIA

Villafañe desde Lancia. Foto: La Senda del Hayedo
Villafañe desde Lancia. Foto: La Senda del Hayedo

Las múltiples riberas leonesas, desde el Cúa al Cea, ofrecen paisajes de postal en los atardeceres primaverales, cuando los pastos y cultivos adquieren potentes verdes que acompañan a los extensos sotos de chopos.

La ribera del Porma, muy cercana a la ciudad de León, tiene estampas tan bonitas como la que se toma desde los oteros del castro astur de Lancia, entre Villasabariego y Villafañe. El sencillo pueblo, rodeado de nogales, es un ejemplo de pueblo leonés de ribera, rico en campos, truchas y también ganados.

Las floridas y limpias vegas acompañan a un apasionante fondo montañoso en el que destacan los relieves de la montaña central leonesa.

 

Villafañe. Foto: La Senda del Hayedo
Villafañe. Foto: La Senda del Hayedo
Paisaje del entorno de Villafañe. Foto: La Senda del Hayedo
Paisaje del entorno de Villafañe. Foto: La Senda del Hayedo

 

 

4. VALPORQUERO

Valporquero. Foto: La Senda del Hayedo
Valporquero. Foto: La Senda del Hayedo

Si, todo el mundo ha oído hablar de las Cuevas de Valporquero. Y es que este monumento natural es uno de los más importantes y visitados de la provincia junto con Las Médulas y la garganta del Cares.

Pero antes de las cuevas, está el pueblo que las da nombre. Y es que Valporquero es un auténtico pueblo de alta montaña leonesa que domina buena parte del paisaje del Alto Torío desde su posición de nido de águilas.

Faedos y amplios puertos ganaderos completan el entorno del pueblo, perteneciente al municipio de Vegacervera, en la montaña central leonesa.

Cueva del Valporquero. Foto: La Senda del Hayedo
Cueva del Valporquero. Foto: La Senda del Hayedo
Valporquero. Foto: La Senda del Hayedo
Valporquero. Foto: La Senda del Hayedo

 

 

 

5. LUMAJO

Lumajo. Foto: La Senda del Hayedo
Lumajo. Foto: La Senda del Hayedo

A casi 1.400 metros de altitud, Lumajo (L.lumaxu en la lengua del país) es un pueblo de alta montaña lacianiego, fronterizo con Somiedo y Babia.

Bajo el imponente Muxivén, Lumajo sabe a miel, cerveza artesana y carbón. De origen vaqueiru (sus habitantes solían hacer la alzada a la costa asturiana durante el invierno), este pueblín convive con el oso pardo y las tremendas nevadas que cada año cubren de nieve sus calechas.

Valle arriba se encuentra el famoso pico Cornón, la gran altura de cordillera cantábrica occidental. Aguas abajo de pueblo está una de las cascadas más bonitas de León. Un pueblo de montaña como marca la ley.

Lumajo. Foto: La Senda del Hayedo
Lumajo. Foto: La Senda del Hayedo
Lumajo. Foto: La Senda del Hayedo
Lumajo. Foto: La Senda del Hayedo

 

 

6. CANSECO

Canseco. Foto: La Senda del Hayedo
Canseco. Foto: La Senda del Hayedo

A Canseco se llega, si la nieve lo permite, por una estrecha carretera que se cuela entre unas pequeñas foces que sirven de puerta a uno de los valles cantábricos más hermosos del Alto Torío.

Limitado al norte por las alturas del Pico Huevo, el Valle de Murias y La Collaona que da paso a tierras asturianas de Ruayer, Canseco reposa entre praderas dividido en dos por el río Cansequillo y a su vez  separado en varios barrios, destacando el de la vega, donde se encuentra una vieja torre con una antigua leyenda bajo sus piedras, y  Palombera, donde se halla su bella iglesia, todo un ejemplo de la riqueza de estos pueblos de arrieros.

La naturaleza que rodea a Canseco así como las rutas de montaña que se pueden hacer desde él, dotan a este pueblo de Los Argüellos leoneses de una grandiosa riqueza.

Canseco. Foto: La Senda del Hayedo
Canseco. Foto: La Senda del Hayedo
Canseco. Foto: La Senda del Hayedo
Canseco. Foto: La Senda del Hayedo

 

 

7. LAGO DE BABIA (CABRILLANES)

Lago de Babia. Foto: La Senda del Hayedo
Lago de Babia. Foto: La Senda del Hayedo

Babia esconde rincones que hasta que uno se separa de la carretera principal y comienza a andar entre los vastos pastos bajo las altivas montañas calizas, no es consciente de la majestuosidad de esta comarca.

Lago de Babia, así como Las Murias, se asienta en un sencillo valle con orientación sureña que se gesta en una bonita laguna de origen glacial con leyenda incluida. El artista Manuel Sierra ha pintado varias casas de Lago de Babia con murales que representan escenas tradicionales de la comarca. En cada rincón de Lago encontrarás un especial personaje.

El silencio y la paz babiana es el mejor sello de la calidad natural y espiritual de estos parajes.

Lago de Babia. Foto: La Senda del Hayedo
Lago de Babia. Foto: La Senda del Hayedo
Lago de Babia. Foto: La Senda del Hayedo
Lago de Babia. Foto: La Senda del Hayedo

 

 

 

8. CHANA DE SOMOZA

Chana de Somoza. Foto: La Senda del Hayedo
Chana de Somoza. Foto: La Senda del Hayedo

La otra gran zona montañosa de la provincia aparte de la cordillera cantábrica es la encabezada por el mítico Teleno, que a más de 2.000 metros de altitud se yergue sobre los valles de Maragatería, Cabreira y El Bierzo.

Surcada en parte por el Camino de Santiago, la Maragatería y alta cuenca del río Duerna, proporciona aldeas en las que el tiempo parece haberse detenido en las épocas de los castros romanos y astures, donde los caminos del oro atravesaban mágicos oteros donde proliferaban petróglifos y enigmáticas piedras.

Chana de Somoza (municipio de Lucillo), así como Filiel o Molinaferrera, son pueblos que encandilan a quienes se pasa por ellos. Este si que es un León genuino con corazón de cecina y oro.

Chana de Somoza. Foto: La Senda del Hayedo
Chana de Somoza. Foto: La Senda del Hayedo
Chana de Somoza. Foto: La Senda del Hayedo
Chana de Somoza. Foto: La Senda del Hayedo

 

 

9. VALDORRIA

Valdorria. Foto: La Senda del Hayedo
Valdorria. Foto: La Senda del Hayedo

Bajo la blancura de la peña que lleva el mismo nombre de la población, Valdorria es alta montaña cantábrica, sus 1.340 metros de altitud sobre el nivel del mar hacen que el aire que aquí se respira este lleno de esencia de genciana, caliza y nieve.

Valdorria (municipio de Valdepiélago) está como colgada sobre la ladera de su montaña homónima, tierra dura y laboriosa, pero tierra bella, llena de vida. Y es que desde la collada de Bucioso, que comunica con Valdeteja, hasta las peñas negras del frente del pueblo, se oye ese murmullo incesante del agua, ese agua que busca la unión con el bendito Curueño que le espera impaciente aguas abajo de Nocedo.

Seas devoto, ateo, montañero o simplemente estés de paso y no tengas otra cosa mejor que hacer: has de subir a la ermita pues es uno de los sitios más especiales de León, no en vano esta ermita fue hecha por San Froilán, patrón de la diócesis de León.

Valdorria. Foto: La Senda del Hayedo
Valdorria. Foto: La Senda del Hayedo
Valdorria. Foto: La Senda del Hayedo
Valdorria. Foto: La Senda del Hayedo

 

 

10. LIBRÁN

Librán. Foto: La Senda del Hayedo
Librán. Foto: La Senda del Hayedo

De entre los múltiples pueblos que conforman la comarca de El Bierzo podemos aún encontrar joyas que parecen invitar al descubrimiento sosegado y espontáneo.

Una de esas partes bercianas que suelen deparar muchas sorpresas al amante de la naturaleza y las rutas poco conocidas es el municipio de Toreno.

Los meses de mayo y junio en primavera, y octubre y noviembre en otoño son los tiempos clave para conocer uno de los pueblos de León con más vegetación alrededor y dentro de él. La diversidad cromática está servida en esta localidad acostada en la ladera norte del valle del río Primout, bajo las altivas llombas de la Sierra de Gistreo.

En medio de todo este entorno natural de rocas, bosques y agua, Librán tiene la suerte de acoger uno de los conjuntos de arte rupestre más importantes de León.

Librán. Foto: La Senda del Hayedo
Librán. Foto: La Senda del Hayedo
Librán. Foto: La Senda del Hayedo
Librán. Foto: La Senda del Hayedo
publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad