BIERZO

El sector del vino del Bierzo crea una asociación contra el parque eólico proyectado en Trabadelo

Bodegueros y viticultores darán la próxima semana el primer paso de la "batalla legal" presentando sus alegaciones al proyecto.

César Sánchez / ICAL . Nace la nueva asociación 'Paisajes y Viñedos del Bierzo', en Cacabelos, contra el parque eólico de Trabadelo
Nace la nueva asociación 'Paisajes y Viñedos del Bierzo', en Cacabelos, contra el parque eólico de Trabadelo
D. Álvarez / ICAL | 12/04/2021 - 12:37h.

Nace 'Paisajes y Viñedos del Bierzo', un colectivo para "aunar fuerzas" entre los profesionales del sector del vino del Bierzo de cara a mostrar su oposición al parque eólico proyectado en el municipio de Trabadelo. Tras la firma de los estatutos en la sede del Consejo Regulador de la Denominación de Origen (DO) Bierzo en Cacabelos, el bodeguero Ricardo Pérez Palacios, de la bodega Descendientes de J. Palacios, anunció que la asociación presentará la próxima semana sus alegaciones contra este proyecto, que afecta a los municipios de Trabadelo, Barjas, Corullón, Cacabelos, Villafranca del Bierzo, Arganza, Cabañas Raras, Camponaraya, Sancedo, Ponferrada y Toral de los Vados.

Al respecto, el bodeguero avanzó que el colectivo llevará a cabo "todas las acciones legales y sociales" que estén en su mano para "luchar contra el Plan Nacional de Energía y Clima", al que reprochan que responda a "aspiraciones políticas del sector eléctrico, por encima de cualquier otras cuestión cultural y medioambiental". "Seguramente acabaremos en los tribunales para defendernos", aseguró Pérez Palacios, que señaló que ya son casi 40 las bodegas bercianas participantes en este nuevo colectivo.

En esa línea, el abogado especialista en Medio Ambiente Albert Calduch reiteró que la "gran instalación industrial" proyectada en Trabadelo supone un "ataque frontal a la economía berciana y a su paisaje". "No va crear riqueza en la comarca, más bien lo que va a hacer es expropiar su patrimonio natural", aseguró Calduch, que recalcó que "el proyecto no nace por una necesidad real provocada por el cambio climático, sino por el ánimo de lucro evidente del promotor". "No se está planteando nada más que cobrar una subvención comunitaria, no viene a salvar el planeta sino a llenar la cuenta de resultados de la empresa", subrayó.

Según Calduch, la presentación de las primeras alegaciones por parte de la asociación se acompañará con una propuesta alternativa que no afecte a la generación de energía. "El proyecto no está escrito en piedra", apuntó el abogado, que se reconoció "optimista" sobre la posibilidad de que las alegaciones prosperen, ya que el estudio ambiental del proyecto reconoce la existencia de "deficiencias". "Esto acaba de empezar y no es tan importante el apoyo político como plantar la batalla desde el punto de vista legal", señaló Calduch.

Preservar el paisaje vitícola tradicional

En su manifiesto fundacional, la asociación se marca el objetivo de "preservar el paisaje vitícola tradicional" de la comarca y lamenta que la industria energética haya jugado un papel clave en el "subdesarrollo de la agricultura y la ganadería", convirtiendo a estas actividades en una "industria menor" y condenándolas a formar parte de una "economía de subsistencia y autoconsumo", una tendencia que sólo se ha roto en las últimas décadas.

De la mano del movimiento vecinal y ecologista, la asociación llevará a cabo una campaña de información y captación de apoyos que arrancará con una reunión con el resto de consejos reguladores de la comarca, así como con los ayuntamientos que ya han anunciado que también presentarán alegaciones al proyecto. Pérez Palacios recordó que la iniciativa pretende "cruzar el centro de la comarca arrasando viñas y construyendo caminos auxiliares de tal magnitud que afectarán a multitud de propiedades en forma de expropiaciones con el cuestionable argumento de la utilidad publica".

El parque eólico, impulsado por el Ministerio de Industria desde Madrid, prevé construir 18 aerogeneradores, "algunos de ellos situados en parajes y pedanías muy representativos del viñedo local", señaló el portavoz del colectivo, además de 27 kilómetros de línea de evacuación. Pérez Palacios criticó también que este proyecto abriría la puerta a otros similares, como la huerta solar proyectada en la localidad de Otero, en el municipio de Toral de los Vados.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad