Bierzo

El Tribunal Superior reafirma la ilegalidad de la planta de biomasa de Compostilla en Ponferrada

Bierzo Aire Limpio exige la dimisión del consejero de la Junta Suárez-Quiñones después de que el TSJ desestime la apelación de la empresa pública que la construye y declare nuevas ilegalidades en las licencias concedidas por el Ayuntamiento.

Red de calor central de biomasa Compostilla Ponferrada
Red de calor del barrio de Compostilla, en Ponferrada.
ileon.com  | 14/04/2021 - 22:14h.

Este miércoles se acaba de conocer que el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de Castilla y León ha tomado una decisión respecto al recurso de apelación presentado por el Ayuntamiento de Ponferrada y la empresa pública de la Junta Somacyl, decisión que confirma la decisión del Juzgado Contencioso-Administrativo de León de declarar ilegal la planta de biomasa construida en Compostilla, en Ponferrada, la llamada Red de Calor.

De este modo, nuevamente la Justicia da la razón a la Asociación de Vecinos de Compostilla y a la Plataforma Bierzo Aire Limpio, que han defendido que el proceso de este proyecto autonómico ha estado plagado de irregularidades.

"Dijimos desde el principio que la red de calor se estaba haciendo mal, que se atropellaron los derechos vecinales por la prepotencia de la entonces alcaldesa y del consejero de Fomento, Juan Carlos Suárez-Quiñones, y la Justicia nos da la razón", afirman fuentes vecinales.

Bierzo Aire Limpio ha solicitado expresamente la dimisión inmediata del consejero leonés de la Junta Suárez-Quiñones, adañid del proyecto, y la exigencia de las responsabilidades políticas y económicas correspondientes por las irregularidades cometidas y sus efectos.

Los vecinos, a través de una nota de prensa, celebran esta victoria después de "cuatro años de lucha desigual contra el Ayuntamiento de Ponferrada y contra la empresa pública Somacyl", valorando que obtienen de la Justicia una segunda sentencia histórica que les da "la razón plenamente en sus denuncias respecto a dicha central de biomasa, que seguirá sin entrar en funcionamiento, a pesar de estar construida, aunque sea indebidamente".

Esta sentencia ratifica la anulación de los permisos municipales concedidos a la planta, dejándola a su jucio "en la total ilegalidad y confirmando la decisión impuesta originalmente por el Juzgado al Ayuntamiento, que le ordenó llevar a cabo la paralización de la construcción y cese de la actividad que, en su caso, se estuviera desarrollando".

Víctor A. Bayón y Gracia F. Caballero, los abogados que han llevado este procedimiento judicial, manifiestan que "aunque el TSJ se base en unos motivos diferentes de los recogidos en la sentencia del Juzgado Contencioso-Administrativo, lo importante es que los permisos de dicha instalación han sido anulados y que se declaran ilegales cinco acuerdos municipales".

Compostilla pide que no se recurra

Contra esta sentencia que da la razón a la Asociación de Vecinos de Compostilla y a Bierzo Aire Limpio cabe recurso de casación ante el Tribunal Supremo. Por eso, ambas entidades reivindican que el actual equipo de gobierno, otro distinto al que actuó ilegalmente, asuma la situación en la que se incurrió y "se adapte a la legalidad", adelantando que presentarán alegaciones a la anunciada ordenanza que pretende regular las centrales de biomasa en el municipio.

Las Asociaciones anuncian también que comunicarán esta sentencia al Banco Europeo —que había concedido un aval a Somacyl, igualmente cuestionado— para "que no se financie con dinero público la construcción de esta central térmica de biomasa que se pretendía costear a cargo de préstamos comunitarios del llamado 'Project Castilla y León Climate Change'.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad