FERROCARRILES

Los trenes ya irán directos a Asturias por debajo de la Estación de León este verano y la variante de Pajares se abrirá en 2022

La presidenta de Adif, Isabel Pardo de Vera asegura en una entrevista a 'Jot Down Magazine' que los trenes Alvia en dirección al Principado pasarán ya a principios de verano por la estación leonesa directamente hacia Asturias salvando el 'fondo de saco'; y avanza que el año que viene habrá tráfico de Alta Velocidad en los túneles de Pajares y que, en un principio, "irá en ancho ibérico". El proyecto ha sufrido varios años de retraso por la 'cabezonería' de Francisco Álvarez Cascos por imponer políticamente la vía internacional cuando no era necesario por cuestiones técnicas; es decir, "por sus pelotas".

adif integración león ministerio fomento ferrocarril tren estación
A la izquierda se ve cómo pasarán bajo tierra los trenes de Asturias en vez de parar en las vías actuales.
Jesús María López de Uribe | 01/06/2021 - 09:00h.

Adiós a la estación en fondo de saco ferroviario de León en poco más de un mes. La presidenta de la Administración de Infraestructuras Ferroviarias (Adif), Isabel Pardo de Vera, afirma en una entrevista que los trenes con destino y origen de Asturias pasarán de forma directa por la Provisional de León "este verano". Y no sólo eso, sino que podrían circular los Alvia por los túneles de la variante de Pajares el próximo año; pero eso sí, por ahora, "en ancho ibérico".

Pardo de Vera lo reconoce en una amplia entrevista de Roger Senserrich en Jot Down Magazine, que se puede leer íntegra aquí. Y en ésta, la presidenta de Adif, ingeniera de Caminos, explica cuáles son los plazos que se barajan de apertura de una de las obras más importantes de la ingeniería española: la variante de Pajares y sus subsidiarias, entre la que está el paso inferior de la Estación de León en el soterramiento parcial para su integración en la ciudad.

La presidenta de Adif asegura que se está "acabando el montaje de vía" reconociendo que "el tramo más crítico sería La Robla, hasta que empieza el tramo del Pajares" y que se va "a poner la pasante de León en verano para que los trenes no tengan que hacer inversión de marcha, que ya ahorra unos veinte minutos".

De esta manera, según fuentes de la Administración de Infraestructura Ferroviaria, los trenes pasarían ya por debajo de la estación "en menos de dos meses". Esto acabaría con el famoso fondo de saco de la que en un principio era una Estación Provisional para León cuando se construyó en 2011, pero que ha terminado sustituyendo a la centenaria Estación del Norte. Una integración que debería haberse terminado a finales de 2018 según el último ministro de Fomento del PP, Íñigo de la Serna y que la propia Adif decía que se tenía que haber abierto el año pasado, pero que la pandemia ha retrasado otro año más.

La Variante de Pajares abrirá en ancho ibérico

La máxima dirigente de Adif indica que calcula "acabar las obras de Pajares entre este año y principios del que viene", confirmando que abrirá en el ancho convencional. "Lo pondremos en ancho ibérico. Y luego haremos el cambio de ancho, porque necesitamos una vía más de internacional en la estación pasante de León, y la bifurcación Galicia", reconoce.

"Respecto a la puesta en servicio, ya en ibérico, el horizonte es final de verano del año que viene, o final del año que viene", apuntó Pardo de Vera. También tuvo palabras para el problema de los desprendimientos en la línea en Campomanes: "Nos va a costar mantener esa línea. Porque no tenemos más que ese deslizamiento en esa ladera [...], es uno de los problemas porque estamos permanentemente ahí".

Zona de origen de los túneles de Pajares para la alta velocidad.
Entrada a los túneles de Pajares para la alta velocidad.

Se refiere al tramo entre Sotiello y Campomanes, famoso por sus desprendimientos, algo que ya se sabía cuando se decidió construir la variante por ahí, con la intención de evitar hacer un último túnel de kilómetro y medio para que no se elevara más el coste de la obra. Al final Pajares ha multiplicado por tres su coste inicial, como mínimo, y se ha complicado su apertura en esta problemática ladera que es conocida por los lugareños como el Argayón.

Cascos retrasó la Alta Velocidad por Pajares porque "le salió de las pelotas"

De la amplia entrevista, en la que se pueden extraer muchas más cuestiones de la Alta Velocidad y la infraestructura del ferrocarril en España, destacan una serie de párrafos en la que Pardo de Vera explica por qué se ha retrasado de forma absurda la Variante de Pajares por el capricho político de implantar el ancho estándar internacional en los túneles, cuando desde el principio se sabía que era físicamente imposible que un AVE de primera categoría circulara hasta Oviedo o Gijón.

En todos ellos, sin nombrarlo, se refiere a la posición del anterior ministro de Fomento Francisco Álvarez Cascos, que en 2017 hizo cambiar de opinión al Gobierno del PP, que en un primer momento quería abrirlo con ancho ibérico –que técnicamente es más que suficiente para la línea porque el ahorro de tiempo entre el Alvia y el AVE es mínimo– y el entonces líder de Foro Asturias (hasta que fue expulsado en 2020 por la dirección de aquel partido por cuestiones de manejo turbio de fondos del partido) exigió que fuera internacional.

Todo para ahorrar, supuestamente, entre cinco y seis minutos de viaje de haberse invertido otros 1.500 millones de euros –la Variante de Pajares ya supera los 3.500, más que la ampliación del canal de Panamá– para un trazado nuevo de ancho internacional en la vertiente asturiana hasta Oviedo que no podría terminarse en ningún caso en menos de diez años en el estado en que se encontraba el proyecto previo; descartado, además en marzo de 2008.

Por su interés y por cómo explica la presidenta de Adif la surrealista y desagradable situación causada que ha llevado a un retraso de más de tres años en la apertura del túnel con las obras de ingeniería mayor ya más que acabadas, se pueden leer literalmente en la cursiva las declaraciones de Isabel Pardo de Vera ante este asunto en la entrevista.

Donde más he sufrido yo, una etapa que de verdad nos ha afectado a la salud psicológica de todos, es en Asturias. La parte de Asturias fue un auténtico calvario, cuando toda esta política se convierte en egos absolutamente despreciables a mi modo de ver. No hay peor forma de liderar que de esa manera destructiva, que lo que hace encima es convencer sobre lo que no se tiene que hacer, y que está perjudicando a la sociedad.

El asunto de Pajares, por ejemplo. Cuando llegué era el desbloqueo de obras; las obras estaban bloqueadas a un lado y al otro. Había una persona a la que conocéis todos en Asturias que tenía voto y condicionaba la estabilidad política, pacto de presupuestos, etcétera. Me acuerdo de sentarme con él y explicarle los criterios de por qué una rampa de Pajares, como la que hay ahora, está absolutamente obsoleta para mercancías. Porque estaba Arcelor —en aquel momento también había carbón— Pajares tenía un peso de las mercancías importante, pero la población en Asturias es la que es y, aunque teníamos toda la voluntad, mi criterio de cohesión entre infraestructuras y movilidad creo lo he dejado muy claro muchísimas veces.

A él se le había metido entre ceja y ceja que el nuevo túnel de la variante de Pajares tenía que estar en ancho internacional. Le dije que si lo dejamos en ancho internacional algunas mercancías no van a poder pasar por unas obras que nos han costado cinco mil millones de euros. Y además van a llegar en ancho internacional hasta final de Pajares, y luego van a tener que cambiar de ancho para seguir. Daba igual. La velocidad no se ve perjudicada, las frecuencias tampoco, y tengo que mantener la rampa obsoleta de Pajares para pasar por ahí las mercancías, donde las longitudes de los trenes no son competitivas, donde los costes son tremendos y además me va a costar mantenerlo setecientos millones de euros en diez años. Además de los cinco mil anteriores.

Pues después de todo eso, te tiras hablando tres horas y te dicen: «Muy bien, me importa un huevo. Esto es así porque me sale a mí de las pelotas». Y ya está y esto es así, y no hay debate posible. Lo tomas, lo dejas, y si no se traduce en un voto negativo en una situación política, donde ahí ya no voy a entrar.

Lea la entrevista completa en 'Jot Down Magazine', pinchando aquí

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad